El justiciero de la noche
Comparte con tus amigos










Enviar

Creo que esta es, sin lugar a dudas, una de las mejores películas de acción de todas las protagonizadas por Charles Bronson en plan estrella individual. Y, probablemente, es la mejor de “La saga Death Wish” o al menos la más bruta. Entre manos tenemos una muy destacada cinta de acción y del género de los justicieros llevada más allá del límite. Hoy hablamos de… ‘El justiciero de la noche’.

“Ese no es un barrio conflictivo, ni si quiera peligroso… Belmont es la guerra”.-Richard Shriker.

el-justiciero-de-la-noche-paul-kersey

Crítica de El justiciero de la noche

Tremendísima película protagonizada por Charles Bronson y producida por los ya míticos Golan-Globus. ‘El justiciero de la noche’ retoma “La saga Death Wish” para mostrarnos cómo la gente se ve empujada a organizarse por su cuenta en una sociedad en la que los políticos, la policía y la Justicia los han abandonado a su suerte en el barrio de Belmont. Para ello, contarán con la poderosa ayuda del “Justiciero de Leyenda”, Paul Kersey, y de todo su armamento.

Los justicieros, los vigilantes o las patrullas ciudadanas contra el crimen… existen en las películas y en la vida real; y surgen de una mala, dejada, deficiente y corrupta organización de los poderes públicos. Como diría Arnold Schwarzenegger: “Cuando los gobiernos no funcionan la gente se organiza”. Y esto es precisamente lo que hace Paul Kersey y la gente de Belmont, organizarse para poder sobrevivir y vivir en paz. Sucede que, en este film, todo está llevado a un increíble extremo que cae (sin quererlo) en algo cercano a la comedia… así de exageradisima es esta tercera parte.

El fenómeno del cine de justicieros/vigilantes conoció su mejor época allá por los años 80. Una década en la que “leyendas vivas” como Sylvester Stallone, el ya citado Arnold Schwarzenegger, Clint Eastwood, Chuck Norris, Steven Seagal o el propio Charles Bronson impartían una buena, eficaz y, sobre todo, rápida justicia contra los más despiadados criminales… ¡¡¡no quedaba ni uno vivo!!! Particularmente excepcional fue el caso de Paul Kersey. Una incansable leyenda de los justicieros y un verdadero y terrible azote de los más sanguinarios criminales. Kersey impartió justicia de la buena a lo largo de las cinco tremendas películas de ‘Death Wish’.

el-justiciero-de-la-noche-magnum

Al respecto de ‘El justiciero de la noche’, cabe decir que esta cinta es la más violenta de la saga y con mucha diferencia. La masacre final que se monta en el barrio de Belmont hay que verla para creerla. Charles Bronson (con una pequeña ayuda de Ed Lauter) barre literalmente el barrio de escoria. Es increíble ver lo rápido que se juntan los cadáveres de los criminales de muy diferente calaña… al nivel de Commando (Mark L. Lester, 1985) o superior… Hoy en día dudo mucho que se pudiera hacer una película como esta dirigida por Michael Winner (tercera y última participación en la franquicia) para ser estrenada en salas comerciales. Su inenarrable carga de violencia e ideología, unida a sus tremendos excesos no creo que le dieran acceso al gran público. Sin embargo, ‘El justiciero de la noche’ es toda una referencia del “cine de acción justiciero” con unos 15 o 20 minutos finales verdaderamente tremebundos y sin perdón.

Encabezando el reparto, lógicamente, volvemos a encontrarnos con Charles Bronson como Paul Kersey. Aquí, el arquitecto metido a vigilante, ya se ha convertido en toda una máquina de matar, completando así su “transformación” ya apuntada en El justiciero de la ciudad (Michael Winner, 1974) y Yo soy la justicia(Michael Winner, 1982). Ya no hay nervios, tampoco remordimientos… ya sólo queda apretar los gatillos de las diferentes armas y finiquitar rápidamente a cuántos más miserables mejor.

A su lado, cabe destacar en un buen e importante papel a Ed Lauter como el responsable policial Richard Shriker. Shriker “usará” a Kersey como mejor le convenga… aunque al final, él también tendrá que “ensuciarse las manos” y escupir plomo en Belmont en todas las direcciones. Finalmente, mencionar también a la actriz Deborah Raffin en un papel de abogada que sufre de “amor a primera vista” al ver a Kersey… y a Martin Balsam como uno de los vecinos del barrio que traba amistad con el personaje de Bronson. A destacar como el personaje de Balsam recibe una durísima paliza por parte de los villanos del film al ser atrapado en un acorralamiento en unas escaleras. Paliza que será el detonante final de la masacre de Belmont.

el-justiciero-de-la-noche-colegas

En conclusión.
Finalizo esta crítica de El justiciero de la noche afirmando que estamos, sin lugar a dudas, ante la mejor (junto con la primera) y la más violenta película de “la saga de Death Wish”. Recomiendo su visionado obligatorio, tanto si eres fan del cine de acción en general, como del cine de justicieros en particular.

“No he terminado con ellos, es como matar cucarachas… hay que matarlas a todas sino se reproducen”.-Paul Kersey.

el-justiciero-de-la-noche-ametrallando

Curiosidad ochentera en 8 bits.
Cómo ya recogí en el artículo especial 10 juegos de cine en 8 bits’, en su época (1987), se lanzó al mercado el videojuego de la película para los ordenadores de turno (Amstrad, Spectrum y Commodore 64). Un videojuego que era todavía más violento que el propio film y en el que disfrutaríamos acribillando con gran cantidad de armas a los “sprites” enemigos. Este juego fue el principal reclamo que me empujó a ver en su día esta tremenda película. Tuve la versión del Commodore 64, y es de los pocos juegos (o el único que yo conozca) en el que puedes manejar al mítico Charles Bronson ayudándole a impartir justicia como Paul Kersey.

Tráiler de El justiciero de la noche