Tesoro del Amazonas
Comparte con tus amigos










Enviar

Tras el buen debut que The Rock protagonizó en la gran pantalla en plan estrella con ‘El Rey Escorpión’, nos llegaría esta entretenida película producida, en parte, por la compañía de Vince McMahon. Una cinta para tratar de consolidar el estrellato en cines del wrestler Dwayne “The Rock” Johnson. Sin embargo, los resultados no fueron los esperados. Aun así, conviene darle una oportunidad e ir en busca del… ‘Tesoro del Amazonas’.

«No me gustan las armas. Si utilizo una la gente lo pasa tremendamente mal» (Beck)

Crítica de Tesoro del Amazonas

Con esta película estamos ante una propuesta de acción y aventuras francamente entretenida y con momentos divertidos (atención cuando los protagonistas saborean una fruta de inesperados efectos secundarios). Además, presenta un ajuste de cuentas final verdaderamente bueno y muy bien rodado. Sin embargo, y a pesar de estas virtudes, el film fracasó en taquilla. Con un coste de 85 millones de dólares, tan sólo fue capaz de recaudar unos 81 millones a nivel mundial. A veces el público es demasiado exigente, puesto que la película no engaña y regala 100 minutos de franco entretenimiento.

Peter Berg rueda con mucha solvencia las escenas de acción. Secuencias en las que hay una falta considerable de sangre (PG-13 en USA), pero a las que no se le puede negar su espectacularidad. Son unas set-pieces muy notablemente filmadas. En las mismas destaca Dwayne Johnson, el excampeón se luce aplicando a sus oponentes varias llaves del mundo del wrestling. Atención especialmente a la pelea inicial en la discoteca y a la que tiene lugar cuando encuentra a Travis. “The Rock” también se atreve con nuevas modalidades de lucha como la “lucha kontiki”. Esta última es una especialidad en la que se enfrenta a unos canijos lugareños liderados por Ernie Reyes Jr. Estos canijos fibrosos casi harán que “La Roca” se resquebraje a base de costalazos y empotramientos varios contra los troncos de la jungla.

Destacar que, en principio, ‘Tesoro del Amazonas’ se iba a haber rodado en Brasil. Sin embargo, a Peter Berg y a sus colaboradores les robaron a punta de pistola. Como consecuencia, el equipo de producción pensó que aquello “no era agradable”. Así las cosas, decidieron rodar en Hawai (hogar de juventud de Dwayne Johnson) y en Los Ángeles. Ambas zonas las hicieron pasar por la selva amazónica del film.

El reparto está liderado por Dwayne Johnson y Seann William Scott que son el dúo de “protas/colegas” del film. Dwayne Johnson interpreta con bastante tino al “recuperador” Beck brillando especialmente en las escenas de acción. Johnson da y recibe con especial atención a los minutos finales. En ese clímax carga con dos escopetas como si fueran meras pistolas de agua en medio de una colosal estampida de vacas y toros. Para estas espectaculares secuencias se emplearon unas 350 reses entre vacas, toros y novillos. Además, y si están atentos, en la citada escena de la discoteca, podrán observar un cameo de Arnold Schwarzenegger. El roble se dirige al propio Johnson con esta frase: “Que te diviertas”. Este cameo fue interpretado como una entrega del testigo de la acción de Arnold a The Rock.

Por su parte, Seann William Scott da vida al buscatesoros sinvergüenza de Travis. La verdad es que su actuación la calificaría “de momentos”. Por una parte tiene sus buenos y correctos «momentos»… pero, por otra banda, también tiene otros en los que se pasa de gracioso y se vuelve demasiado pesado.

La siempre atractiva, y más que competente, Rosario Dawson interpreta a Mariana, una lugareña “amiga” de Travis. Mariana ayudará a los protagonistas masculinos en su aventura, pero siempre vigilando sus propios intereses. Finalmente, apartado especial para Christopher Walken que se mete en la piel de Hatcher, el malo de la función. Hatcher es un tirano que gobierna con mano de hierro un perdido pueblo brasileño. Allí explota, de manera inmisericorde, a los pobres paisanos que nada pueden hacer en su contra. Walken se pasa casi todo el film sudando, con un ridículo sombrero, algunos collares y con una buena barriga. En su rol de villano se ha montado una buena fortaleza y ejército al más puro estilo Mad Max 3(George Miller, 1985). Con todos esos esbirros evita que nadie le pueda toser.

Necesito que elijas una opción. Opción A u opción B. La A es que tú y yo nos vayamos de aquí tranquilamente sin que haya sangre, ni huesos rotos ni problemas. La B es lo contrario de la A y no te la recomiendo” (Beck)

En conclusión.
Finalizo esta crítica de Tesoro del Amazonas, un film que esconde 100 minutos de diversión, aventuras y acción. La película no tiene otras pretensiones y cumple sobradamente. Un buen y muy efectivo producto de entretenimiento para pasar una buena tarde/noche viendo a Dwayne Johnson en uno de sus primeros papeles importantes.

Tráiler de Tesoro del Amazonas

Escucha nuestro último episodio del podcast