Licencia para matar
Comparte con tus amigos










Enviar

Mucho antes de que Sylvester Stallone protagonizara una espectacular película sobre escaladas (‘Máximo riesgo’) y también mucho antes de la odisea nevada de ‘Everest’, el maestro Clint Eastwood ya las había pasado canutas intentando escalar otras míticas montañas…¡¡los Alpes!! Eastwood produce, dirige e interpreta ‘Licencia para matar’, una entretenida película sobre espías y escaladas que nadie debería perderse si quiere pasar un buen rato.

“Entonces vaya a su casa, abra los libros y quémese las cejas estudiando. Esa es la mejor manera de no perder una beca”.-Jonathan Hemlock.

LicenciaParaMatar

Crítica de Licencia para matar.
Realmente ‘Licencia para matar’ es una entretenida película que sabe mezclar a la perfección las intrigas de los espías, la espectacularidad de la escalada y un poco de parodia respecto a las películas de agentes de secretos tipo James Bond. De hecho, creo que podíamos dividir la cinta en tres partes bien diferenciadas pero unidas por un mismo arco argumental. Estas tres partes serían: la parte de los espías con el viaje a Zurich, la parte del entrenamiento de Hamlock en USA con su amigo Ben y el ascenso final al Eiger con las sospechas de un asesino en el grupo.

Con todo eso Eastwood “pinta un cuadro” realmente bueno, un cuadro de los que Jonathan Hemlock tendría en su particular colección.

LicenciaParaMatar

La película, además cuenta con unas bellas imágenes de escaladas de los montes norteamericanos dónde se entrena Hemlock y de los propios Alpes. Está claro que no llegan a la espectacularidad de las secuencias de ‘Máximo riesgo’, pero creo (dentro de mi ignorancia) que son más realistas y, sobre todo, bellas. Eastwood demostró una vez más que se atrevía y podía con todo.

LicenciaParaMatar

Quisiera destacar también en esta crítica de Licencia para matar, el positivo trabajo en la cinta no sólo de Eastwood, sino también del sólido George Kennedy en el papel de Ben, el amigo de Eastwood y el hombre base en la escalada final. Al bueno de George se le nota que se lo debió pasar en grande en el rodaje porque está tan metido en su papel que lo disfruta al máximo y además esa misma sensación nos transmite a los espectadores, esa es la magia de la actuación. Ambos protagonistas lucen a gran altura, pero especialmente George Kennedy, en la que creo es una de las mejores actuaciones que le he visto en pantalla junto a la deLa leyenda del indomable‘. El Eastwood director sacó de nuevo lo mejor de George.

Y por último destaca la buena, bella y “ajustada” BSO que John Williams compuso para la película, como no podía ser de otra manera otro buen trabajo del señor Williams.

GeorgeKennedy

En conclusión.
‘Licencia para matar’ es un gran cocktail de espías, intriga y alpinismo con ciertas dosis de parodia que merece más de un visionado. Además, cuenta con grandes imágenes de parajes naturales montañosos, con la caristmática presencia de Clint Eastwood y con un George Kennedy en estado de gracia. Si pueden, no se la pierdan… seguro que les sorprende positivamente.

Curiosidades y declaraciones.

  • El título original de esta película es “The eiger sanction” que hace referencia a la montaña que tiene que escalar Hemlock y a la misión que tiene que cumplir en ella.
  • Para preparar su personaje Eastwood se entrenó en cuerpo y alma en el Yosemite National Park, además también se preparó  con un grupo de especialistas en la zona de Carmel. (Como sabe todo buen seguidor de Clint, varios años más tarde Eastwood sería elegido alcalde de Carmel).
  • Esta película cuenta con escenarios tan espectaculares como el Tótem navajo situado en el Monument Valley de Arizona al que el propio Eastwood ascendió. Este “poste” viene a ser la mitad del Empire State Builiding. Luego Eastwood subió a unos 3.000 metros para rodar las secuencias del Monte Eiger.
  • La montaña Eiger es conocida por ser una montaña mata-hombres y en alemán significa ogro.
  • Eastwood decidió dirigir la película porque según sus propias palabras “no habría encontrado a ningún director dispuesto a subir y bajar montañas y quedarse colgado a miles de metros de altura… porque esa es la única manera de dirigir una película de estas, estando al lado de los actores”.

“Un escalador se lleva siempre a sus muertos”.-Meyer.

TheEigerSanction