Monsters
Comparte con tus amigos










Enviar

Antes darse a conocer al gran público dirigiendo al “rey de los monstruos”, el director Gareth Edwards debutó en el cine con esta pequeña película independiente. Un film que contó con un presupuesto muy bajo pero cargado de buenas ideas, una enorme visión y, sobre todo, su sentido de la atmósfera. Esta cinta no es la típica película de monstruos, advertidos estáis. Sin más dilación, entremos ya en la zona infectada de ‘Monsters’.

monsters-samantha

Crítica de Monsters

‘Monsters’ es una película no apta para todos los paladares. Me explico, más de uno viendo el título del film pensará que se trata de una película de acción a escala épica con una multitud de efectos especiales y demás parafernalia visual. Sin embargo, ‘Monsters’ no es una cinta de acción y sci-fi corriente. Aquí estamos ante una película independiente en la que Gareth Edwards costeó casi todos los gastos de producción. La película se rodó “a modo de guerrilla” en América Central con tan sólo dos actores (el resto son lugareños de las diferentes zonas de filmación).

Edwards levanta un film donde lo importante no son los alienígenas, sino sus personajes e historia. Una historia cargada de denuncia social al gobierno de los Estados Unidos. Un gobierno que en este film es visto como un estado paranoico, temeroso del reciente suceso en su país vecino y que es capaz de auto-recluirse con tal de prevalecer. No obstante, también hay que señalar que Edwards incorpora algunas secuencias de suspense muy eficientes como: la del avión en el río, o la secuencia final en la gasolinera con guiño incluido a Encuentros en la tercera fase(Steven Spielberg, 1978).

monsters-mapa

A raíz de este pequeño resumen del tono del film, a más de uno le vendrá a la cabeza District 9 (Neill Blomkamp, 2009). Ahora bien, el film de Neill Blomkamp iba más enfocado al cine fantástico de los 80 mezclado con crítica social y sátira. Hablamos de una película totalmente diferente a esta cinta de Gareth Edwards. En ‘Monsters’ el realizador británico apuesta por el suspense y el desconcierto unido a la ya referida y potente crítica social. En la película lo importante también es la atmósfera, sus personajes y su ritmo pausado. Todo eso pero sin perder tampoco de vista los innumerables detalles en lo referente a la situación del México alternativo con una fotografía oscura y casi apocalíptica pero realista.

Gracias a su enorme recreación de atmósferas, algo que demostró en la notable Godzilla (2014), Edwards consigue un enorme sentido del ritmo. Y eso que rueda casi todo con cámara en mano para mostrar cómo sería la visión de los protagonistas ante la aparición de las criaturas. Además incluye guiños no sólo a la citada cinta de alienígenas de Spielberg, sino también a las sobresalientes Parque jurásico(Steven Spielberg, 1993) y Alien(Ridley Scott, 1978). Estas dos últimas son los ejemplos que más a mano tenía Edwards a la hora de escribir el guión y el modo de narrar su historia.

En relación con la ambientación destacan los escenarios de los países de América Central en los que se rodó el film. Aquí se incluyen: México, Costa Rica, Belice y Colombia. Esta filmación natural otorga a la película un plus de realismo del que pocas veces se hace uso en una cinta de ciencia-ficción o del género fantástico, producciones que se decantan más por rodar con pantallas verdes.

monsters-ciudad-combate

Otro acierto de Edwards es el rodearse de actores, por aquel entonces, desconocidos. Me refiero a la pareja formada por Scoot McNairy y Whitney Able. Ambos desprenden una naturalidad total y creíble, tan es así que terminaron casándose después del rodaje. La trama se centra mucho en sus personajes: Kaulder y Samantha, la hija del jefe de Kaulder. Esta es una relación veraz donde cada uno muestra sus defectos y virtudes. Este punto positivo, sin embargo, dejó a mucha gente decepcionada al dar de lado la destrucción causada por los alienígenas. Personalmente lo aplaudo porque ‘Monsters’ tiene así un gran equilibrio.

Respecto a los efectos visuales decir que fueron elaborados con Adobe y Autodesk. Como gran curiosidad decir que tardaron sólo cinco meses en completarse, en el propio portátil de Edwards, para un coste total de 500.000 $ de presupuesto. En cuanto a los monstruos decir que son ocultados a lo largo del metraje. En su apariencia tienen un diseño bastante original pero con ciertas similitudes a las criaturas de H.P. Lovecraft. En este campo de lo visual la película destaca especialmente por el uso del minimalismo y la técnica  del “menos es más”.

monsters-pareja-protagonista

En conclusión.
Concluyo esta crítica de Monsters, un buen debut para Gareth Edwards. Una película que le sirvió para demostrar que era un director a  tener en cuenta y gran experto en crear atmósferas con un presupuesto bajísimo pero lleno de ideas. Finalmente, comentar que ‘Monsters’ tiene una secuela titulada Monsters 2: Dark Continent con Edwards y McNairy como productores ejecutivos. Os invito a leer la reseña pinchando en su título.

Tráiler de Monsters