Cazafantasmas: Más allá
Comparte con tus amigos










Enviar

“Creo que mi padre nunca se esperaba que apareciese con una nueva historia sobre los Cazafantasmas. Claramente cada uno ha tomado su propio camino en el cine… Quería contar una historia generacional sobre una madre soltera con dos hijos que todavía no saben quiénes son y que acaban descubriendo que son bastante especiales”. Jason Reitman presenta ‘Cazafantasmas: Más allá’.

“No creo en los fantasmas” (Phoebe)

Crítica de Cazafantasmas: Más allá

En 1984 Ivan Reitman estrenó Los Cazafantasmas consiguiendo uno de los grandes hits de los ochenta y convirtiendo a la película en todo un icono popular. Una película surgida de la mente de Harold Ramis y Dan Aykroyd. Inevitablemente, y cinco años después, nos llegaría su secuela:Los Cazafantasmas II’. En la misma repitió todo el equipo técnico y artístico con Bill Murray, Dan Aykroyd, Harold Ramis, Ernie Hudson, Sigourney Weaver, Rick Moranis y Annie Potts. Esta segunda parte también cosechó buenos números en taquilla. Sin embargo, ahí terminó todo para nuestros amigos “cazafantasmas”. La leyenda cuenta que Harold Ramis siempre quiso hacer más películas, pero se encontró con la oposición de Bill Murray. Finalmente, Ramis fallecería el 24 de febrero de 2014 sin poder ofrecernos nuevas aventuras a los fans.

En 2016 entró en escena Paul Feig intentando resucitar la franquicia. Feig se sacó de la manga una disparatada película que replicaba el tono de la original, pero cambiando los protagonistas masculinos por un equipo enteramente femenino. Estoy hablando de Cazafantasmas’. Este film, pese a contar con cameos del reparto original, sufrió las iras de los fans más nostálgicos dejando su continuación en el alero.

Y así hemos llegado hasta el 2021 cuando Jason Reitman, el hijo de Ivan Reitman, se ha decidido a retomar la historia. Para ello ha tomando la antorcha de su progenitor y ha dado a luz a una tardía secuela del film que lo inició todo. El propio Jason comentó que había rodado el film con su padre al lado. “Papá Reitman” aportó su visión y le ayudó a corregir y/o modificar según qué aspectos de ‘Cazafantasmas: Más allá’.

El guión de “Más allá” ha sido escrito por Gil Kenan y el propio Jason Reitman. Hablamos de un libreto que adopta el modo de homenaje y guiños al pasado que ya se aplicó en el “resucitamiento” de otra mítica franquicia. Me refiero aStar Wars: El despertar de la fuerza (J.J. Abrams, 2015). En ‘Más allá’ el trabajo de escritura también intenta aportar algo más, pero al final termina siendo totalmente deudor de la cinta original de Ivan Reitman. Tan es así que la villana vuelve a ser la misma y también vuelve a necesitar de sus dos “cancerberos”. No obstante, hay ciertas aportaciones que merecen destacarse. Entre ellas está el trabajo de presentar a los nuevos personajes o el intento de añadir algún detalle a la mitología del primer film. En esta línea argumental, recomiendo se recupere el visionado de ‘Ghostbusters’ antes de ver ‘Más allá’.

Por supuesto, ‘Cazafantasmas: Más allá’ está trufada de guiños a ‘Los Cazafantasmas’. Aquí volveremos a ver la apilación de libros, las trampas y, por supuesto, el mítico Ecto-1. Estos son sólo algunos de los múltiples easter-egg que pueblan la película. Una película que, curiosamente, tiende a apartarse de la comedia descontrolada que siempre ha sido ‘Ghostbusters’. Ahora se adopta un tono mucho más comedido para contarnos una historia familiar “tipo Amblin Entertainment” que diría un amigo mío. Sí, hay varias situaciones divertidas, pero no es la comedia el principal género tratado. Aquí lo que importa es el legado familiar. En este aspecto, la tan denostada ‘Cazafantasmas’ de Paul Feig fue muchísimo más fiel al tono original que esta tardía continuación. Por poner un ejemplo, ‘Más allá’ sería la versión “cazafantasmas” de películas comoSuper 8 (J.J. Abrams, 2011) o incluso Los Goonies (Richard Donner, 1985).

Los efectos especiales siguen totalmente lo visto en el film original. Quiero decir que, afortunadamente, se alejan lo máximo posible de lo digital y se centran en mejorar visualmente lo ya establecido en la franquicia. Este es el caso, por ejemplo, de los rayos de las armas de nuestros amigos los cazafantasmas. Incluso podremos ver de regreso a algún que otro zombie-esqueleto con el mismo aspecto que en la cinta de Ivan Reitman. También podremos ver a un “pariente” de Slimer que ha cambiado el verde por el azul… Siguiendo con los efectos y criaturas, las más importantes fueron recreadas gracias a una especie de “animatrónicos” gigantescos con determinados puntos de articulación e interacción para filmarlos junto a los actores. Así pues, y como vemos, no se ha abusado en este “revival” de lo digital y esto es digno de aplaudir.

La banda sonora es obra de Rob Simonsen y destaca por su suave carácter ochentero con aportes misteriosos y fantasmagóricos Tal y como era de esperar, se rescata el mítico tema ‘Ghostbusters’ de Ray Parker, pero para escucharlo deberemos esperar a los créditos. Y, atención, también en los créditos finales se reproduce el tema ‘Haunted House’ escrito e interpretado por Mckenna Grace.

“¡Nosotros sí le vamos a creer!”. El legado.

Haciendo honor a las películas juveniles ochenteras, el reparto principal de ‘Más allá’ está compuesto por una pandilla de chavales. Como “jefa” tenemos a la anteriormente citada Mckenna Grace, que es una de las actrices adolescentes con más futuro en Hollywood. Aquí interpreta con un gran aire de seriedad, inteligencia y ciencia a Phoebe, una chiquilla que descubrirá que tiene un importante legado familiar en la figura de su fallecido abuelo. A su lado está el hoy muy reclamado Finn Wolfhard encarnando a Trevor, el hermano de Phoebe que representa al adolescente enamoradizo y manitas. El aporte simpático nos lo trae Logan Kim como “Podcast”, un chaval que tiene un “podcast” que no escucha nadie. Finalmente nos queda Celeste O’Connor como Lucky, una camarera que representa el apoyo firme y romántico para Trevor.

Entre los mayores destacan los nombres de Carrie Coon y Paul Rudd. Ella da vida a Callie, la madre de Phoebe y Trevor. Y él interpreta a Grooberson, un profesor de la escuela de verano que entretiene a sus alumnos poniéndoles películas de terror ochenteras en clase… De los dos brilla más Paul Rudd que, al igual que Logan Kim, se hace cargo de la parte cómica o más divertida del film. Por otro lado, y en breves apariciones, podremos ver a Bokeem Woodbine como el Sheriff de Somerville y a J.K. Simmons en un rol que no desvelaré. Finalmente, y respecto al reparto original no diré nada. Dejo que sea el público el que descubra si los tenemos o no a bordo…

“¡Hemos cazado un fantasma!” (Podcast)

En conclusión.
Termino esta crítica de Cazafantasmas: Más allá, una secuela muy tardía que mezcla con fortuna el aire de las películas juveniles ochenteras con el universo paródico de los cazafantasmas. El film también sirve para traspasar, legítimamente, el legado a una nueva generación de actores y a un público ávido de nostalgia y de nuevas aventuras de míticos personajes de nuestro pasado cinematográfico.

AVISO: Hay dos escenas post-créditos. Una al principio de todo y otra al final.

Tráiler de Cazafantasmas: Más allá

Escucha nuestro último episodio del podcast