Un lugar tranquilo 2
Comparte con tus amigos










Enviar

Después de haber cosechado un éxito enorme con la primera película, John Krasinski vuelve a visitar el universo que co-creó en 2018. Ahora expande sus fronteras y presenta una nueva aventura de la familia Abbot fuera del caminito de arena. Ha pasado más de un año desde su fecha de estreno prevista, pero la espera ha merecido la pena. En esta ocasión el silencio no será suficiente para sobrevivir en ‘Un lugar tranquilo 2’.

“No tienes ni idea de qué es lo que hay ahí fuera, en lo que se ha convertido la gente para sobrevivir” (Emmett)

Crítica de Un lugar tranquilo 2

John Krasinski sorprendió a propios y extraños en 2018 con la que fue su tercera película como director. El actor se embarcaba, por primera vez, en el género del terror. Y lo hacía con un film sobre una familia que vivía en una granja acosada por unas criaturas que se guiaban por el sonido para “cazar”. Hablamos deUn lugar tranquilo’, film que se convirtió en todo un éxito de crítica y público. Así pues, el camino hacia una posible secuela estaba abierto.

No obstante lo anterior, Krasinski se mostró en un principio reacio a continuar la historia. El realizador entendía que el primer film era una película contenida, sencilla y claustrofóbica. Características muy atractivas que al hacer una secuela pondrían perderse… cargándose así los aciertos del film original. Sin embargo, al final aceptó rodar la continuación contando con que Paramount y Platinum Dunes le darían máxima libertad creativa. Sin en ‘Un lugar tranquilo’, Krasinski re-escribió el guion original de Bryan Woods y Scott Beck, en ‘Un lugar tranquilo 2’ ya es sólo él quién, partiendo desde cero y tomando como base los personajes y sucesos anteriores, se ocupa tanto del libreto como de la dirección.

Pero antes del estreno de la película entró en escena la pandemia del Covid-19, obligando a los cines a cerrar. Esto provocó un dilema a los ejecutivos de Paramount: estrenar sus films en VOD o esperar un tiempo. Krasinski no estaba por labor de lanzar ‘Un lugar tranquilo 2’ en streaming, ya que consideraba que su película estaba pensada para las salas de cine. Su insistencia hizo que Paramount retrasase indefinidamente el lanzamiento hasta ahora… Y el tiempo ha dado la razón al director y guionista, consiguiendo alzar al film como la primera película en “la era de la pandemia” que supera la barrera de los 100 millones de dólares solo en Estados Unidos.

Entrando en la materia, he de decir que ‘Un Lugar Tranquilo 2’ es una buena secuela. Creo que es una cinta que alcanza, en no pocos momentos, a su primera parte. Especialmente me refiero en cuanto a niveles de tensión. Eso sí, inevitablemente se pierde el factor sorpresa. Sin embargo, Krasinski lo suple brillantemente abordando la historia desde una perspectiva del suspense más explícito…

Por otro lado, si la primera parte bebía de referencias y/o fuentes comoAlien (Ridley Scott, 1979) yTiburón (Steven Spielberg, 1975), películas donde primaban el “menos es más”, esta secuela se centra en multiplicar sus suspensivas set-pieces. En este sentido, ‘Un lugar tranquilo 2’ se acerca a lo que Spielberg nos ofrecía, por ejemplo, en la mítica secuencia de la cocina en Parque Jurásico (1993) o en el sótano de ‘La guerra de los mundos’ (2005). Me refiero a un suspense más directo y que no esconde a sus monstruos. Aquí las criaturas se usan para conseguir un impacto de tensión de primer nivel.

Presten atención también a su impecable prólogo. Una presentación que incluye un plano secuencia que sigue a Emily Blunt dentro de su coche. En esas secuencias es donde se deja explícitamente claro el origen alienígena de los monstruos. Y en estos aspectos, la dirección de John Kransinski sigue manteniéndose tremendamente efectiva y sólida, casi de la misma forma que la primera película. Krasinski, como director, logra dotar a esta segunda parte de un ritmo brutalmente trepidante y que apenas da respiro al espectador. Al espectáculo contribuye la banda sonora de un Marco Beltrami entregado a la causa. Para la ocasión su música se torna más emocional que en su primera parte.

Al margen de las virtudes comentadas, he echado en falta otros elementos. Entre ellos está el tema de que ahora que los personajes salen de su granja, la propuesta se podría haber lanzado a presentar más “ingredientes” fuera de las criaturas que acosan a los personajes por el sonido. Me refiero, por ejemplo, a que en cierto momento se deja entrever que no todos los supervivientes son tan “normales” pero no se vuelve sobre ello, queda así una sensación de oportunidad desaprovechada. Otro aspecto que no me ha satisfecho es el abuso del montaje alternativo que se usa en el tercio final. Esto se hace a la mitad de la película ya dos veces… pero en el tercio final llega a ser muy cansino y, a ratos, pedante y desesperante con el abuso en los saltos de localización.

En el casting, John Krasinski vuelve a interpretar, en el prólogo, al patriarca Abbot (Lee). Por su parte, Emily Blunt, Millicent Simmonds y Noah Jupe regresan como Evelyn, Regan y Marcus. El trío familiar siguen estando impecables en sus roles. Si bien, y para la ocasión, es Millicent Simmonds quien lleva el peso del metraje casi en exclusiva de forma brillante. Por su parte, Emily Blunt tiene un rol más “secundario”…

En cuanto a los nuevos personajes tenemos a Cillian Murphy como el desquiciado Emmett, un antiguo amigo del desaparecido Lee. El actor irlandés se lleva casi todo el desarrollo y construcción de los nuevos protagonistas, especialmente por su relación con Regan. Murphy clava esa imagen de hombre destrozado y de intenciones no tan positivas en un principio. Un tipo que, a medida que avanza la película, empieza a abrirse y humanizarse más. Por otro lado tenemos el “cameo expendable” de Djimon Honsou. Su papel deja una sensación de desaprovechamiento bastante grande. Lo mismo sucede con un irreconocible Scoot McNairy. Este último sólo sale tres minutos y sin mediar palabra.

En conclusión.
Termino esta crítica de Un lugar tranquilo 2, una secuela que está al nivel de su primera parte, solo que desde un tipo de narración distinta (piénsese en ‘Alien’ y ‘Aliens’). Aunque también es cierto que para abrirse más que el primer film, los retazos que se nos dejan sobre este mundo post-apocalíptico no terminan de estar tan trabajados como hubiera sido deseable. La cinta prácticamente se centra en las pericias de la familia Abbot y no va más allá… pese a esto, estamos ante una secuela muy digna e igual de buena que la original.

Tráiler de Un lugar tranquilo 2