Despierta la furia
Comparte con tus amigos










Enviar

“Esta es una película de acción y venganza con algunos ganchos interesantes que me gustan bastante. Hay diferentes capas que se revelan durante el proceso de desgranar esta particular narrativa. La historia se retuerce hasta el punto en que te das cuenta de que nada es lo que parecía al principio”. Guy Ritchie nos presenta así su nueva película con Jason Statham. Después de algo más de 15 años de su última colaboración, director y actor se vuelven a unir para escupir fuego de venganza en ‘Despierta la furia’.

“Ese tipo es un caballero oscuro” (Bullet)

Crítica de Despierta la furia

Antes que nada aclarar que ‘Despierta la furia’ es un remake/adaptación de la película francesa ‘Le Convoyeur’ (Nicolas Boukhrief, 2004). Eso sí, Guy Ritchie deja claro que su versión va mucho más allá de la original: “Le Convoyeur sólo representa una cuarta parte de lo que ofrecemos aquí”. ¿Y qué nos ofrece el siempre peculiar director inglés? Pues una cinta de robos y atracos filmada en plan serio, seco y brutal. Es cierto que en la misma podemos apreciar algunas de sus famosas trademarks… pero están limitadas al servicio del film. Un film que se adentra en el mundo de los vigilantes de seguridad que se dedican al transporte blindado de cientos de millones por las grandes ciudades.

En relación a lo anterior, creo que estamos ante una de las películas más implacables de Ritchie. Apenas si encontraremos en ella algún momento para la relajación en forma de su particular humor negro. De resto es todo una trama en la que la venganza y los planes se ejecutan sin remordimientos, sin piedad y sin mirar atrás. Los primeros dos asaltos a los furgones de FORTICO SECURITY son un buen ejemplo de esto que comento. Pocas o ningunas flipaduras vamos a encontrar en ‘Despierta la furia’.

El guión es obra del propio Ritchie en colaboración con Ivan Atkinson y Marn Davies. Lo más importante, o lo que más llama la atención, es su división y/o montaje en capítulos. Capítulos que van saltando en el tiempo hacia el pasado y el presente para presentar situaciones y personajes. Sin destripar nada, y simplemente por su interés, mencionaré en el siguiente párrafo el título de cada “episodio” y lo que viene a ser su planteamiento.

El título del primero nos remite claramente a Batman con ese sugerente ‘Un espíritu oscuro’. Aquí asistimos a la incorporación de “H” a FORTICO SECURITY pasando las pruebas de selección, conociendo el mundillo y sus primeros viajes. A continuación tenemos ‘Arrasarlo todo’ en el que se nos desvela el pasado de “H” y sus motivaciones e investigaciones actuales. En tercer lugar está ‘Malos, animales malos’. En este segmento conoceremos a los “villanos” del film, su mundo y también sus motivaciones. Esto último es algo importante porque se ahonda en los “malos”, vemos la historia desde su perspectiva y asistimos a la planificación y ejecución de sus golpes. Finalmente nos queda ‘Hígado, pulmones, bazo y corazón’ que recoge el violento clímax final.

Cada capítulo expuesto tiene algo para cada tipo de espectador amante del thriller. Por ejemplo, los amantes de las venganzas están servidos con los dos primeros “episodios”. Los seguidores de los films de robos y atracos tienen en el tercero su manjar. Y, por último, los que disfrutan del actioner puro y duro seguro que lo pasan en grande con ‘Hígado, pulmones, bazo y corazón’. En este sentido, la historia y los gustos son bastante completos. La pena son algunos vacíos que, inevitablemente, quedan entre tanto salto hacia atrás y hacia el presente.

La acción está en la misma onda del film, esto es: seca, directa, brutal y con pocas concesiones de cara a la galería. Quizás la mayor sobrada la encontremos en la manera en la que “H” despacha el primer robo que sufre su furgón. El resto es todo bastante realista incluyendo rápidas operaciones militares de asalto. En lo que respecta al clímax asistiremos a una ensalada de tiros al más puro estilo oeste americano. También presenciaremos algún estrangulamiento en el suelo tipo MMA, disparos a bocajarro y traiciones.

En la banda sonora repite Christopher Benstead, quien ya colaborara con Ritchie en ‘The Gentlemen’ (2019). En esta ocasión su soundtrack suena totalmente oscura, implacable y amenazadora. Tan es así que casi pareciera compuesta para un film de terror. Según la vas escuchando, y viendo los sucesos en la pantalla, te queda claro que nada bueno puede avecinarse con el transcurrir de los minutos. Estamos ante una BSO que eleva claramente el producto final y ante una de las mejores de los últimos thrillers de acción.

“Damas y caballeros, tenemos una nueva incorporación”. Blindado.

Jason Statham es el protagonista principal y el que, lógicamente, tiene más minutos en su rol de “H”. Estamos ante un personaje que le viene como anillo al dedo al Statham más duro y callado. Tal y como lo describen en un momento dado: “Eres como un témpano de hielo”. Exactamente así es como recrea el pateador inglés a su personaje. Hablamos de un tipo que no se altera ni ante la más violenta y extrema situación. Tan sólo hay una secuencia en la que, desesperado, pierde la compostura. Sin duda estamos ante el rol más crudo e inmisericorde de Statham en años.

Entre los compañeros de “H” me detengo en tres de ellos. El primero es Josh Hartnett que regresa a la primera plana cinematográfica. Aquí tiene un papel secundario que no le da para mucho pero sí para dejar constancia de su calidad como actor. Interpreta a Boy Sweat, un guardia que tiene dos caras: la de gallito y la de cagado. En el clímax tendrá que optar definitivamente por una de ellas… También quiero destacar a la irlandesa Niamh Algar que saltó a la palestra gracias a la serie ‘Raised by Wolves’ (2020). En ‘Despierta la furia’ llama claramente la atención por su físico espigado y por lo bien que se desenvuelve en un mundo de machos. Lástima que, al igual que Hartnett, no tenga muchos minutos. Finalmente nos queda Holt McCallany en el papel de Bullet, el típico veterano que traba amistad con “H”.

Al margen de Statham, y el personal de FORTICO SECURITY, hay otro equipo de actores con un papel muy relevante. Sin embargo, no voy a entrar a comentar sus personajes ya que sería hacer un spoiler de una parte importante de la trama. Basta con decir que todos ellos están muy bien destacando especialmente Jeffrey Donovan y Scott Eastwood. Finalmente, en un cameo expendable de aparecer y desaparecer, queda el mítico Andy García como el agente especial King, un policía con mando en plaza que sabe cuál es el pasado de “H” pero le deja “pintar”.

“Dejad que el pintor pinte” (Agente King)

En conclusión.
Termino esta crítica de Despierta la furia, probablemente la mejor película de Jason Statham a nivel individual. Esta cinta se aleja de sus films de acción más divertidos para encontrarse, cara a cara, con cintas del nivel y estilo de ‘Blitz’ (Elliott Lester, 2011) o ‘Redención’ (Steven Knight, 2013). Guy Ritchie sabe manejar muy bien al fostiador inglés, y a su entorno, para darle un papel en el que lucir presencia y carisma más allá de su fibroso cuerpo. Por mi parte, queda recomendada.

Tráiler de Despierta la furia