La primera película de Henry Cavill
Comparte con tus amigos










Enviar

Seguimos viajando en el tiempo buscando los debuts cinematográficos de artistas que llegaron a ser mundialmente conocidos. Hoy traemos de vuelta una importante y costosa producción sobre uno de los grandes mitos surgidos de los escritos de Alejandro Dumas, ‘El conde de Montecristo’ (1844). En las siguientes líneas repasaremos y recordaremos el debut del actual “Man of Steel” en…

La primera película de Henry Cavill

Un 25 de enero de 2002 se estrenó en cines norteamericanos ‘La venganza del conde de Montecristo’. Aquí estamos ante una gran producción internacional dirigida por Kevin Reynolds y protagonizada por Jim Caviezel, Guy Pearce, Richard Harris, Michael Wincott, James Frain y Luis Guzmán. Junto a ellos se dejaba el actor que hoy nos ocupa en su primer gran estreno en cines, Henry Cavill.

Antes de este film, Cavill había rodado una cinta en Italia titulada ‘Laguna’ (Dennis Berry, 2001). En la misma daba vida a Thomas, un joven neoyorkino que viajaba a Italia en busca de respuestas para la muerte de sus padres a manos de la mafia. A lo largo de la trama incluso se acercaría a la actriz Emmanuelle Seigner, actual esposa de Roman Polanski… En cualquier caso, hablamos de una película que no conoció estreno en cines y que llegó a todo el mundo en video y casi ni eso. Quizás en Italia llegara a ser exhibida en alguna sala. En consecuencia, se puede decir bien alto que ‘La venganza del conde de Montecristo’ es, sin lugar a dudas, la primera película de Henry Cavill en cines a nivel internacional y cinematográfico.

La primera aparición de Henry Cavill en ‘La venganza del conde de Montecristo’ se produce pasada la hora de metraje. Su personaje es el de Alberto de Mondego, un nuevo noble que se nos presenta como el hijo de Fernando de Mondego (Guy Pearce), cuya madre es Mercedes de Iguanada (Dagmara Dominczyk). Su aparición llegará, sumando varias escenas, a lo sumo a unas seis o siete intervenciones. En su conjunto pueden sumar unos treinta minutos de un metraje de 134. Aunque eso sí, su papel se tornará muy importante debido a diferentes giros de la historia.

A grandes rasgos, la trama del film es la siguiente: Edmundo Dantés es usado por Napoleón para enviar desde su cárcel una nota a Francia para uno de sus subordinados. Cuando la carta llega a manos de J. de Villefort decide actuar, pues el contenido de la misma es una clara traición a la patria. Dantés, un pobre que no sabe siquiera leer, desconocía el contenido de la misiva pero igualmente es enviado a una torre perdida. Allí vivirá confinado el resto de sus días… Sin embargo, quince años después, regresaría para tomarse venganza convertido en un noble presentado como El conde de Montecristo.

Cuando intervino en la película, Cavill estaba a punto de cumplir los 18 años, si tomamos como referencia el final del rodaje en agosto del 2000. La primera frase que pronuncia es la siguiente: “Hola padre. Algunos de mis amigos van a ir al Carnaval en Roma. Me gustaría acompañarlos”. Aquí ya deja claro que su personaje tiene casi 16 años y ansias de volar solo.

‘La venganza del conde Montecristo’ fue una producción Disney vía Touchstone Pictures. El film se alzó al cuarto puesto en la semana de su estreno, manteniéndose en el Top 10 durante cerca de veinte días. Finalmente logró un éxito de taquilla moderado en todo el mundo, puesto que con un presupuesto estimado de 35 millones de dólares acabó recaudando algo más de 75 a nivel mundial.

Tras ‘Laguna’ y ‘El conde’, Cavill seguiría trabajando muy duro hasta alcanzar la gran recompensa de saltar a la primera línea y ser reconocido mundialmente. Esto lo consiguió gracias a su impresionante demostración en El hombre de acero (Zack Snyder, 2013). Pocas dudas dejó ‘Man of Steel’ acerca de sí su Superman es el más poderoso de la historia… Hasta la fecha de la publicación de este artículo, nuestro protagonista lleva a sus espaldas casi veinte créditos en cines. Además acumula una buena retahíla de apariciones en series. La última y más reciente de estas ha sido ‘The Witcher’ para Netflix. Por lo que nos toca decir que esta ficción se rodó en su mayoría en las Islas Canarias.

Y hasta aquí hemos llegado con este merecido rescate a la primera película de Henry Cavill, un actor que aún tiene mucho por dar al séptimo arte. Por el momento ya ha conseguido un lugar en la inmortalidad por su representación plena de fuerza y valores en ‘El hombre de acero’.