Coco
Comparte con tus amigos










Enviar

Llega el momento de conocer a una nueva familia de Disney/Pixar. Una familia a la que la música había dividido pero a la que los zapatos mantuvieron unida… En este nucleo familiar tan peculiar, el pequeño Miguel intentará cumplir su sueño. Ya mismo visitamos la Tierra de los Muertos en… ‘Coco’.

“La música es lo que soy”.-Ernesto de la Cruz.

Crítica de Coco

Pixar vuelve a entregar la dirección de una de sus cintas animadas de mayor repercusión a Lee Unkrich, realizador al que conocemos por Toy Story 3 (2010) y que también llevó a cabo labores de co-dirección en otras cintas de la compañía de la lámpara. Echándole una mano debuta tras las cámaras Adrian Molina. Ambos entregan un film animado muy colorido y de calidad exquisita en su trabajo de entornos y personajes, algo totalmente habitual en Pixar.

En relación con los entornos, destaca (y mucho) el festivo y exótico colorido que encontraremos cuando Miguel viaje a la Tierra de los Muertos, con mención especial para el espectacular puente mágico de pétalos de caléndula. Ahora bien, esto no es algo que te sorprenda si, en su momento, llegaste a ver esa maravilla tituladaEl libro de la vida (Jorge R. Gutiérrez, 2014) de la que ‘Coco’ bebe mucho (demasiado) y no sólo en lo que respecta a la espectacular recreación del “más allá”… Por otro lado, en el trabajo de personajes hay que llamar la atención de lo divertidos que resultan los esqueletos y el gran trabajo realizado con Miguel y, sobre todo, con Coco, su bisabuela. Pese a lo poco que la vemos en pantalla, se nota que en ella se volcó un gran trabajo, es espectacular cuando la cámara se le acerca y podemos ver las arrugas de su cara. Pixar vuelve a llevar la animación a grandes niveles.

Todo el film resulta un gran homenaje a la cultura popular mexicana: los mariachis, la familia, la celebración del día de los muertos, Frida Kahlo… Para rendir este animado tributo, el equipo del film contó con el asesoramiento del dibujante Lalo Alcaraz, el dramaturgo Octavio Solís y la escritora Marcela Davison Avilés. Además, entre los años 2011 a 2013, realizaron varios viajes de documentación a México en los que visitaron museos, mercados, plazas, talleres, iglesias, cementerios y haciendas. Nada quedó al azar.

Naturalmente, y siendo un film dedicado a los más pequeños, también tenemos divertidos gags, la gran mayoría vendrán provocados por el personaje de Héctor, por el alocado perro Dante (que a llega a cansar), por los esqueletos y por la burocracia que también impera en la Tierra de los Muertos. Todo esto en un marco en el que la música goza de una importancia muy especial y con un número/tema para recordar: el “Recuérdame” que protagoniza en un momento determinado Mamá Imelda. En la música destaca el empleo de las guitarras, el propio Lee Unkrich lo reconoce: “Grabamos en vídeo a músicos tocando cada canción y cada melodía y atamos cámaras GoPro en sus guitarras para que pudieran dar a los animadores toneladas de imágenes de referencia de cómo tocan y se mueven los dedos”.

La animación, el homenaje a México y la música se plasman a través del tema principal del film que es la persecución de tus propios sueños, en este caso, el sueño de Miguel. Nuestro protagonista adora la guitarra y quiere ser músico en contra de la tradición zapatera familiar. Y es aquí donde ‘Coco’ vuelve a beber de la anteriormente citada ‘El libro de la vida’, en aquella el personaje de Manolo (también guitarra en mano) se resistía a la torera tradición de su familia y luchaba por ser músico. Juzguen ustedes mismos…

En esta lucha de Miguel por perseguir su sueño tiene una especial relevancia el personaje de Ernesto de la Cruz, su gran ídolo y modelo. Ernesto aparece ya avanzado el film pero está presente en toda la película, siendo su importancia máxima y llevando a cabo determinadas acciones que yo no recuerdo haber visto a ningún otro personaje de Pixar, realmente todo el tratamiento de Ernesto (por mucho que pueda tener de típico) me sorprendió muy positivamente. También me sorprendió el personaje de Coco, que en la película representa la importancia de no olvidar o de recordar. En su caso, su rol es totalmente secundario y pasa completamente desapercibida hasta que, al final, se juntan las historias y Coco eleva claramente la película tocándote el corazón. Así pues, es el tratamiento que el libreto hace de estos dos personajes lo que hace destacar al guión escrito por el co-director Adrian Molina y Matthew Aldrich.

“Vive tu momento”… ¡Bienvenidos a Santa Cecilia!”.

Antes de entrar a comentar brevemente los personajes principales del film hay que destacar que Disney ha decidido estrenar en España la película doblada con las voces originales mexicanas, algo que dice mucho en favor de la compañía y que, sin duda, es un total acierto.

*Miguel.- Es un niño de 12 años que vive enamorado de la música y que adora en secreto a su gran ídolo, Ernesto de la Cruz. Sin embargo, debe ocultar su pasión por la música porque esta provocó una tragedia en el pasado de su familia. (Voz de Anthony Gonzalez).

*Abuelita.- Es una mujer muy temperamental capaz de poner firme al mismísimo Rambo… Ella es la que manda en toda la familia y nadie se atreve a cuestionarla. Ahora bien, es una buena mujer que sólo quiere lo mejor para todos, lo que sucede es que su temperamento la nubla. (Voz de Renee Victor).

*Mamá Coco.- La bisabuela de Miguel. Mamá Coco es una señora muy anciana y dependiente que no se levanta de su silla de ruedas, apenas habla y cada vez se distancia más de la familia viviendo en su propio mundo interior. (Voz de Ana Ofelia Murguía).

*Dante.- Un perro callejero de la raza mexicana de los Xoloitzcuintle que es el principal compañero de Miguel al que profesa un gran cariño y al que sigue a todas partes. Le faltan dientes, tiene la lengua fuera y siempre se mete en algún lío.

*Héctor.- Básicamente Héctor es un buscavidas de la Tierra de los Muertos. Su principal objetivo es que alguien lo recuerde cuando llega la festividad. Actuará de improvisado guía de Miguel en la búsqueda de Ernesto a cambio de que él lo recuerde. (Voz de Gael García Bernal).

*Ernesto de la Cruz.- La gran estrella de Santa Cecilia que abandonó el pueblo para triunfar en la mundo de la música consiguiéndolo por todo lo alto. Ahora el pueblo lo recuerda y venera como el héroe que fue. (Voz de Benjamin Bratt).

*Mamá Imelda.- Mamá Imelda es la tatarabuela de Miguel y jefa de toda la familia de fallecidos que se encuentra en la Tierra de los Muertos. Ella fue la que prohibió la música a causa de un abandono y no está dispuesta a que Miguel siga empeñado en tocar la guitarra. (Voz de Alanna Ubach).

En conclusión.
Termino esta crítica de Coco, un bonito homenaje a la cultura mexicana en la que destaca la importancia de la familia, la búsqueda de los sueños y de tu lugar en el mundo y, sobre todo, la importancia de recordar. El film se beneficia especialmente por su emotivo tramo final que realmente deja huella en todo aquel espectador que tenga algo de corazón.

Tráiler de Coco