La pirámide
Comparte con tus amigos










Enviar

Hoy nos vamos de viaje a Egipto, pero este no va a ser un viaje turístico como cualquier otro. No, de eso nada. Vamos allí en compañía de un equipo de arqueólogos que dicen haber encontrado… ‘La pirámide’.

“No había visto nunca nada igual a esto”.-Holden.

la-piramide-ojo

Crítica de La pirámide

Esta es una de esas películas cuyo póster me gustó y por eso la puse “en observación y seguimiento”. La pena es que, una vez vista, me encontré con una cinta muy desaprovechada. El tema de los arqueólogos que se introducen en una pirámide con una criatura/monstruo en su interior obligatoriamente tenía que haber dado mucho más de sí. No obstante, tampoco me ha parecido este film una aberración ni nada por el estilo, simplemente sirve para pasar un rato de “justita evasión”. Un rato de terror con una película para los que somos amantes del género sin mayores pretensiones. Lo triste ya digo es que, pudiendo haber sido algo tremebundo, sus defectos la impiden brillar y destacar.

La dirección del novato Grégory Levasseur simplemente es correcta, ni más ni menos. En su “debe” apuntar que, al principio, nos vende la película con la ya dichosa manía de la “cámara al hombro” (como a mí me gusta llamarlas). De esta manera, casi todo lo vemos a través de dos personajes que graban lo que pasa (el cámara Fitzie y la arqueóloga Nora). Sin embargo, hacia el final, se olvida ya de esto para pasar a un modo de filmación convencional. En consecuencia, parece que Levasseur no tuviera bien definido el modo de filmar la película o por lo menos esto choca y bastante. Por el contrario, en su “haber” cabe destacar una ambientación lograda (que no notable) en la exploración del interior de la pirámide, una buena combinación de monstruo y trampas y, finalmente, un llamativo tramo final.

la-piramide-interior

Lo peor de la película es su flojo guión. Ya expuse en el primer párrafo de esta crítica de La pirámide que el argumento estaba desaprovechado. Así las cosas, el libreto es tremendamente simple y típico, contando con unas frases que varias veces dan risa y que provocan que los personajes pierdan mucha fuerza y/o respeto. Además, al final todo se reduce a ir viéndolos caer uno tras otro. Eso sí, algunas muertes son más o menos “disfrutables” y con algo de “gore”… que más o menos es de lo que se trata en este tipo de productos.

Como consecuencia de lo anterior, las interpretaciones no resultan satisfactorias. Hay esfuerzo por parte del elenco actoral por intentar hacer las cosas bien pero el libreto es el que es y poco pueden hacer los intérpretes para salvarlo. Destacar la presencia de Denis O’Hare como el arqueólogo Holden intentando salvar sus muebles. Sin embargo, relación establecida con su hija Nora no resulta creíble y tampoco su supuesta importancia en el campo de la Arqueología. Por su parte, Ashley Hinshaw (ya una experta en “grabarlo todo” como vimos enChronicle) no da para nada el pego como la arqueóloga Nora. Ashley queda limitada a ser la cara y el cuerpo bonito que todo buen film de terror que se precie debe tener. Finalmente, la pareja de reporteros formada por James Buckley y Christa Nicola no corren mucha mejor suerte. Especialmente ella con algún momento histérico bastante reprochable y fuera de lugar.

la-piramide-grupo

En conclusión.
Personalmente, disfruto bastante con las películas de “grupo de gente encerrada en lugar oscuro”. Quizás esto sea lo que me lleve a aprobar esta película cuando, muy probablemente, la suma de todos sus factores no dé para ello. En cualquier caso, ‘La pirámide’ queda simplemente indicada para amantes del cine de terror con bajas expectativas. Unos entusiastas que (como es mi caso) quieran pasar una jornada en el interior de uno de estos monumentos funerarios egipcios.

Tráiler de La Pirámide