Ahora me ves 2
Comparte con tus amigos










Enviar

“Los 4 Jinetes” han regresado y esta vez no lo tendrán nada fácil. Vuelve a ser tiempo de magia, ilusionismo y espectáculo. Si creíais haberlo visto todo… es hora de mirar otra vez. Buscad a “El Ojo” y guardaros un As en la manga porque esto es… ‘Ahora me ves 2’.

“Siempre me guardo un As en la manga”.-Lionel Shrike.

ahora-me-ves-2-carta

Crítica de Ahora me ves 2

En el año 2013 Louis Leterrier nos sorprendió con una genialidad titulada Ahora me ves…’, un film en el que cuatro magos de poca monta se convertían, de la noche a la mañana, en grandes y queridos héroes del pueblo. La cinta de Leterrier destacó por su frescura, agilidad, fenomenal casting y sus giros y trucos. Poco a poco fue haciendo dinero hasta convertirse en un “sleeper”. Al final, terminó recaudando 351.723.989 $ a nivel mundial (117.723.989 $ en USA) y dejó con ganas de mucho más…

Así es como en 2016 nos encontramos con su secuela. Una secuela que esperaba con muchas ganas y expectación. Sin embargo, en esos tres años, se dejó por el camino parte de la vitalidad y buen hacer del film original. ‘Ahora me ves 2’ ya no es un fenómeno. Esta es una secuela que cumple en su labor de entretener y rematar parte de la historia original pero poco más. Ya no sorprende y algunos personajes han perdido casi todo el brillo y magia.

ahora-me-ves-2-cartas

Parte de culpa de que ‘Ahora me ves 2’ no luzca al nivel de su antecesora radica en la “funcionarial” dirección de Jon M. Chu y en la oscura fotografía de Peter Deming. Chu parece que haya rodado esta continuación como aquel equipo que, en la prórroga, se refugia en la defensa esperando llegar a los penaltis para salvar la papeleta. El director no arriesga ni aporta nada y se limita a que el guión, los actores y el rodaje en Macao (buscando descaradamente los millones chinos) le salven la papeleta. Por otra parte, casi todo el film está rodado con una oscuridad increíble. Ahora mismo recuerdo muy pocas escenas a la luz del día o en escenarios claros. Algo que también juega en contra de la propuesta.

No obstante lo anterior, sí que es justo destacar que la película todavía contiene algunas grandes escenas que nos hacen recordar “la magia” de la original. Por ejemplo: la irrupción de Daniel Atlas en “Octa” cambiando de trajes ante nuestros incrédulos ojos con una facilidad que ni el mítico “Mortadelo”… o una determinada y genial escena en una sala de seguridad con una carta cambiando de manos constantemente…

ahora-me-ves-2-robo

Al respecto del libreto cabe decir que se alza por encima de la dirección. De entrada se nos presenta un buen y ágil prólogo en el que en unos escasos minutos se recuerda lo sucedido en la primera parte. A continuación se pasa rápidamente a esta nueva historia. Nueva historia que acierta al incidir en el pasado del personaje de Dylan Rhodes. Además, se rescata de la anterior película no sólo a “Los 4 Jinetes”, sino también a personajes importantes como Thaddeus Bradley…

Mis quejas respecto al libreto derivan en que ya no presenta tanta carga crítica como el anterior. A esto añadir el hecho de trasladar la acción a Macao en un giro claramente económico. Finalmente, el personaje interpretado por Isla Fisher se saca de la historia con apenas dos o tres referencias. Esto último queda claramente retratado como un recurso demasiado fácil por parte del guionista, Ed Solomon.

ahora-me-ves-2-thadeus-bradley

“Ver es creer”… El regreso de “Los 4 Jinetes”.

En las actuaciones tenemos luces y sombras. Empecemos con las luces que vienen de parte de Dave Franco que sigue disfrutando al máximo y se le sigue viendo muy entusiasmado en su rol de Jack. Jesse Eisenberg y Mark Ruffalo también siguen en buena línea como Daniel Atlas y Dylan Rhodes. Morgan Freeman siempre es una garantía y su presencia en esta secuela, repitiendo su rol de Thaddeus Bradley, es muy de agradecer, aunque no comparta del todo los giros que va pegando el personaje.

Entre las novedades resaltar a Daniel Radcliffe como Walter Mabry. Este es un joven poderoso y nervioso que pondrá a nuestros jinetes contra las cuerdas. Al respecto de Radcliffe decir que se le nota en “la misma onda” que a Dave Franco, es decir, muy entusiasmado por su rol y por haber entrado en esta franquicia. Por su parte, Jay Chou está para cumplir con el cupo “oriental”, es decir, aporta poco o nada. Finalmente, luz también para Michael Caine que repite su personaje (Arthur Tressler). Esta vez no conviene decir nada más sobre sus intenciones para evitar «spoilers» de la trama.

ahora-me-ves-2-daniel-radcliffe

Las sombras las ponen Woody Harrelson y Lizzy Caplan. Woody Harrelson tiene un doble papel. Por un lado vuelve a encarnar al conocido Merritt McKinney. Y, por otro lado, se mete también en la piel de su hermano gemelo Chase (otro mentalista que sirve a otro equipo). La representación de Woody como Chase es absolutamente ridícula a más no poder. No resulta para nada creíble y encima “aplatana” por completo toda la gran personalidad de Merritt. En consecuencia, en vez de tener dos personajes, al final terminamos por no tener ninguno…

Al respecto de Lizzy Caplan decir que me resultó muy irritante como Lula, la nueva jinete que se une al equipo. Lizzy hace uso de un desparpajo malentendido que, intencionado o no, termina por hacer que su personaje caiga mal. Y cae mal por ir de sobrada y por buscar gracietas fáciles. Se termina echando muchísimo de menos el saber estar aportado por Isla Fisher.

ahora-me-ves-2-lula

En conclusión.
Finalizo ya esta crítica de Ahora me ves 2. Esta es una secuela que ha perdido claramente buena parte de la frescura de la original. Puede servir para completar algunos puntos de la historia de la primera parte. Finalmente, y aunque el producto ya no sea “superior”, también vale para reencontrarse con unos amigos a los que particularmente echaba de menos. Eso sí, al show esta vez se le ha visto el truco. Tal y como diría Thaddeus Bradley: “Siempre hay algo más de lo que se ve en la superficie”.

Tráiler de Ahora me ves 2