Una historia de violencia
Comparte con tus amigos










Enviar

En el año 2005 David Cronenberg nos trajo ‘Una historia de violencia’, film basado en la novela gráfica de John Wagner y Vince Locke, en la cual un pacífico y tranquilo hombre se convertía de la noche a la mañana en un héroe quedando así descubierto su anonimato.

una-historia-de-violencia

La trama.

Tom Stall vive una vida de lo más normal y tranquila en el pequeño pueblo americano donde reside. No destaca en nada salvo en sus buenas maneras y en ser conocido como una persona capaz de arreglar cualquier asunto por las buenas, incluso si él mismo sale perjudicado. De la noche a la mañana se convertirá en un héroe local cuando frustre un atraco en el restaurante donde trabaja, acabando con la vida de los dos asaltantes que, curiosamente, resultan ser unos delincuentes extremadamente peligrosos a los que buscaba la policía. Un acto de tal magnitud no podía pasar desapercibido en un pueblo tan pequeño y en cuestión de horas pasa a ser el protagonista de periódicos y telediarios, siendo acosado día y noche para conseguir que hable como el nuevo héroe de la comunidad.

En cuestión de pocos días aparecen en su restaurante Carl Fogarty y sus matones que empiezan a acosar a Tom y a su familia, afirmando conocer el pasado oscuro de este. Dicen tener una cuenta pendiente y que han venido a saldarla. Por su parte, Tom afirma no conocerlos y grita a los cuatro vientos que está siendo confundido con otra persona. A partir de ese momento el film pone la directa y la tensión y la emoción están servidas hasta el inesperado  desenlace que dará mucho qué pensar.

historia-de-violencia-bar

Crítica de Una historia de violencia.

‘Una historia de violencia’ fue un soplo de aire fresco en estos tiempos donde los lanzamientos están colapsados por superhéroes, espectaculares efectos especiales y millonarias producciones. Con un reparto en el que sobresalían Viggo Mortensen y Ed Harris (papeles también para Maria Bello y William Hurt) la película consiguió colocarse como una de las mejores de su año de producción y como una de las mejores del gran David Cronenberg, demostrando así que, a veces más que grandes efectos especiales y repartos de lujo, lo que una película necesita de manera muy clara es una buena historia que contar y ser bien contada.

El conjunto global del film es excelente, tanto para las actuaciones del reparto como para la capacidad narrativa de Cronenberg, dando lugar a varias escenas memorables que quedan grabadas en nuestras retinas.

Finalmente, hacer mención que la versión estrenada en cines (y disponible en DVD) de nuestro país es la que concibió el director y no la que la censura obligó a modificar en EE.UU. debido a la crudeza de algunas escenas. Recomendada.

Escucha nuestro último episodio del podcast