El último cazador de brujas
Comparte con tus amigos










Enviar

Vin Diesel aparca su mítico Dodge Charger, se une al director de ‘The Crazies’ (2010) y pasa a convertirse en un hombre llamado Kaulder. Llegó el momento de conocer la historia de un guerrero conocido como… ‘El último cazador de brujas’.

“¡A hierro y fuego!” (Kaulder)

el-ultimo-cazador-de-brujas-espada-fuego

Crítica de El último cazador de brujas

Según iba viendo cómo se desarrollaba en pantalla esta nueva película de Breck Eisner, me iba quedando la sensación de que si ‘El último cazador de brujas’ se hubiera rodado en los 80 habría sido un film bastante destacado... y mucho más cuidado que el que ha resultado. Esto lo comento porque el guión/la historia/la mitología son buenos o cuanto menos atractivos. Sin embargo, el desarrollo o la ejecución de la cinta dista mucho de ser óptimo por diferentes motivos: efectos digitales irregulares y algunos bastante poco logrados y/o “cantosos”, combates poco satisfactorios y un Vin Diesel que casi se limita a “cumplir el expediente”.

Teniendo en cuenta, y en relación a lo anterior, si ‘El último cazador de brujas’ se hubiera realizado con los medios artesanales, la imaginación y las ganas que se ponían en este tipo de films en la década de los 80… el resultado habría sido muy distinto. Muy probablemente habría sido superior al que nos ofrecen en esta época actual de pantallas verdes y demás “avances”.

el-ultimo-cazador-de-brujas-pelea

Profundizo más en lo que acabo de comentar. La labor de maquillaje del film está lograda, entregando una muy buena “Reina Bruja”, es decir, lo “hecho a mano” funciona. Ahora bien, cuando meten “el ordenador” de por medio lo estropean todo debido a lo poco logrados que están varios de estos efectos. Además, los combates que podemos presenciar dan la sensación de estar poco trabajados (especialmente los Vs con los enemigos más poderosos que te dejan una sensación tal que así: ¿Esto es todo?“). Finalmente, a Vin Diesel, salvo en determinadas escenas, se le nota bastante distante, como si este fuera un papel de esos que mi amigo Carlos G. llama “alimenticios”… lo cual me choca porque en los créditos finales aparece acreditado como productor.

Los factores que acabo de resaltar, sumados a otros en los que no entraré, hacen que lo que era un notable punto de partida para iniciar una nueva mitología, quede simplemente en un film raspado. Un film apto sólo para “fans completistas” de Vin Diesel, como es mi caso. Por otro lado, en párrafos anteriores me he referido a la mitología del film como lo mejor del mismo. Esto es cierto y, por momentos, el tema de la inmortalidad de Kaulder, algún flashback al pasado, o la existencia de poderosos enemigos y sociedades secretas nos hace evocar films de culto y clásicos como ‘Los inmortales’ (Russell Mulcahy, 1986).

No obstante lo anterior, la pena es que posteriormente este atractivo envoltorio no esconde un regalo a su altura. Además, el film se ve también castigado por su corta duración. Hablamos de 106 minutos que, en este caso, no dan para explorar a fondo todas las buenas ideas que se le intuyen (imaginar tratar de condensar 8 siglos de mitología en 1 hora y 46 minutos, pues eso, se quedan muy pero que muy cortos).

el-ultimo-cazador-de-brujas-gran-bruja

“Recuerda tu muerte”… Dolan, el 36º.

En el terreno interpretativo destaca ¡cómo no podía ser de otra forma! la presencia de Vin Diesel que va sobrado y/o apático. No diré que no se esfuerce o que no cumpla… pero sí que lo vi claramente por debajo de sus más conocidos roles. Y esto a pesar de su transformación física para las escenas del pasado con pinta de un bárbaro total de la edad media. Ahora bien, el hecho de verlo protagonizando un nuevo film diferente a la “furiosa franquicia” ya es algo de agradecer.

Entre los secundarios citar a Michael Caine cuyo papel no le supone el más mínimo esfuerzo. Esto es así debido a que su personaje en los minutos que sale (pocos) lo hace casi siempre sentado o “durmiendo” ¡Así cualquiera! Por su parte, Elijah Wood pasa sin pena ni gloria por un film que castiga mucho a su personaje. Me explico sin spoilers: al principio empieza fuerte dando la sensación de que va a ser muy importante pero luego se va “evaporando” de manera increíble. Quién sí que se esfuerza (y mucho) con buenos resultados es la heroína del film, la actriz Rose Leslie. Rose saca muy buen partido a esta nueva oportunidad cinematográfica. La actriz se curra una muy buena interpretación dándolo todo por su personaje de Chloe, una bruja buena con poderes especiales que ayudará Kaulder en su misión.

el-ultimo-cazador-de-brujas-rose-leslie

En conclusión.
Termino esta crítica El último cazador de brujas, un film que, partiendo de un planteamiento muy atractivo para desarrollar toda una nueva mitología, al final queda desaprovechado por una ejecución raspada. Sin olvidar un metraje demasiado ajustado que tampoco ayuda a presentarnos una historia mucho más desarrollada, interesante y profunda. Como dije unos párrafos más arriba, al final queda para “fans completistas de Vin Diesel”.

Tráiler de El último cazador de brujas