Planeta Encantado
Comparte con tus amigos










Enviar

En el año 2002 J.J. Benítez y DeAPlaneta nos trajeron una maravilla audiovisual titulada ‘Planeta Encantado’. Una serie de 13 capítulos en la que el famoso periodista navarro analizaba “a su manera” una serie de misterios asombrosos que podemos encontrar en nuestro viejo planeta tierra, y es que este es sin duda alguna un… ‘Planeta Encantado’.

“Planeta Encantado es una puerta abierta hacia lo más noble de la condición humana: La capacidad de soñar”.-J.J. Benítez.

Planeta Encantado

Lo que vimos en ‘Planeta encantado’.
De la mano de Juan José Benítez recorreremos a lo largo de 13 capítulos algunos de los mayores misterios del planeta Tierra que se encuentran a lo largo y ancho del viejo globo en el que vivimos. Así, viajaremos a la Isla de Pascua, a Perú, a Mali… conoceremos misterios tan grandes como los del Candelabro de Paracas, las esferas de nadie, el Arca de la Alianza… e incluso viajaremos a la Luna para saber lo que pasó realmente cuando el Apolo XI se posó por primera vez en el satélite terráqueo. Bienvenidos a un viaje confidencial con J.J. Benítez.

Resumen.
A continuación os dejo con una breve sinopsis-resumen sin destripes de los 13 capítulos que formaron ‘Planeta Encantado’.

Capítulo 1º.-La huella de los Dioses.
J.J. Benítez viaja hasta Perú para presentarnos tres misterios que guardan una cierta relación entre ellos. En este primer capítulo conoceremos en primer lugar el maravilloso candelabro o tridente de Paracas. Construido al parecer con la técnica del vaciado, esta gigantesca imagen situada en la arena parece ser una especie de faro o señal indicadora realizada para ser contemplado de lejos. A continuación, Benítez nos presentará la fabulosa biblioteca lítica del Doctor Cabrera Darquea. Son las conocidas piedras de Ica con grabados o dibujos que sugieren la presencia de otra humanidad increíblemente avanzada para su tiempo o de otros seres no humanos… Finalmente, viajaremos hasta la zona de Nasca para ver las increíbles líneas o figuras de Nasca que sólo son visibles en todo su esplendor a varios metros de altura.

Candelabro de Paracas

Capítulo 2º.-La isla del fin del mundo.
J.J. se traslada a la Isla de Pascua para contarnos la épica historia de la llegada “al ombligo del mundo” del Rey Hotu Matua y de su tribu. Hotu Matua y los suyos llevaron a Pascua los fascinantes misterios de los moais (gigantescas rocas de toneladas de peso que recordaban a los notables de la isla ya fallecidos), las tablas Rongo-Rongo (escritos con signos casi indescifrables que recogían su historia) y el increíble poder del mána (un poder extraordinario “heredado” por reyes y sacerdotes del Dios Make-Make al juntarse con las mujeres de la tribu). En este capítulo se profundiza sobre todo en el “irritante misterio” del traslado y colocación de los moais. Benítez cuenta las teorías oficiales y luego se desmarca de las mismas para decantarse por las teorías de los indígenas centradas en el poder del mána.

moais

Capítulo 3º.-Los Señores del agua.
En este capítulo nos adentramos en Mali buscando con J.J. Benítez el denominado país dogon que se encuentra al sureste. Allí nos aguarda el increíble misterio que Marcel Griaule sacó a la luz en los años 30: los dogones al parecer conocían hace unos 1000 años la existencia del Sistema Sirio (Sirio A, B y C) que no fue conocido por completo por el resto de la humanidad hasta 1995. La explicación a este increíble misterio parece residir en la visita que unos seres extraterrestres con forma anfibia y procedentes del sistema sirio realizaron hace mucho tiempo a la tribu de los dogon…

“Que Dios permita que te crezca la barba”.-Los Señores del agua.

hogón

Capítulo 4º.-El mensaje enterrado.
Increíble y polémico capítulo en el que J.J. Benítez desmonta lo que él llama mentiras, tergiversaciones, errores u ocultaciones históricos sobre la figura de Jesucristo. Benítez dice ser poseedor de una información secreta y confidencial. En base a ella repasa el nacimiento y vida de Jesús; y los sucesos que rodearon su vida, muerte y resurrección. Benítez construye en este capítulo un Jesucristo totalmente “a su medida”.

El mensaje enterrado

Capítulo 5º.-El secreto de Colón.
Interesante capítulo en el que J.J. Benítez indaga en la figura de Cristóbal Colón. Benítez como poseedor –una vez más- de una información confidencial nos revela como Colón hizo suya la información de un supuesto pre-nauta que, antes de morir, le facilitó todos los datos para llegar a las indias, esto sucedió según Benítez en 1477 o 1478.  Al final, y como si de una maldición se tratara por dejar al pre-nauta en el anonimato, Colón murió abandonado y pobre.

“No hay plazo que no se cumpla ni deuda que no se pague”.-Adagio español.

El secreto de Colón

Capítulo 6º.-Un As en la manga de Dios.
Interesante capítulo en el que J.J. Benítez analiza el peregrinaje de la Sábana Santa desde su salida de Jerusalén y sus pasos por Edessa, Constantinopla, Paris, Chambery (dónde se quemó y tuvo que ser remendada) y finalmente Turín.
Además, Benítez desmonta los resultados de la prueba del carbono 14 de 1988 con los estudios de Max Frei y de la propia NASA. Y finalmente, J.J. analiza desde el punto de vista de la medicina todas las lesiones y heridas que Jesucristo sufrió antes y después de ser crucificado.

“Él no está aquí porque resucitó”.-Un As en la manga de Dios.

Un As en la manga de Dios

Capítulo 7º.-Una Caja de madera y oro.
J.J. Benítez nos habla en este capítulo de la mítica Arca de la Alianza dónde Moisés guardó las Tablas de la Ley entregadas por Yavé. Benítez comenta los supuestos poderes atribuidos al Arca (separación de las aguas del río Jordán, destrucción de ciudades, fuego abrasador, capacidad de volar…) y también analiza su posible destino actual: del Sinaí a Jerusalén dónde fue custodiada en el “Templo de Salomón” hasta que este fue destruido por el rey persa Nabukodonosor II. El Arca al parecer fue retirada antes de la destrucción y saqueo del templo, y escondida en algún lugar de Jerusalén donde estaría actualmente.
Además, Benítez analiza negativamente la supuesta leyenda de la “tradición etiope”. Según esta leyenda, el Arca habría sido robada del templo de Salomón y trasladada “mágicamente” a Etiopía dónde se encontraría en el Templo de Santa María de Sión.

“No pretendo desvelar su misterio. ¿Quién podría hacerlo?”.-J.J. Benítez.

Una Caja de madera y oro

Capítulo 8º.-Anillo de plata (Parte 1 de 4).
16/07/96 Dionisio Ávila tiene un encuentro extraterrestre en Los Villares (Jaén) del que obtiene una extraña piedra (el “lucerillo”) con los símbolos “palo, cero, palo”. Paralelamente, Benítez descubre en el Mar Rojo un misterioso anillo de plata con esos mismos símbolos.
J.J. comienza la investigación de esos extraños símbolos y llega a la conclusión de que es alfabeto bereber y que además es un código binario que le lleva directamente al desierto del Tassili. El Tassili es un ardiente desierto que contiene gran cantidad de pinturas rupestres y pinturas enigmáticas. Todas estas pinturas sugieren la presencia de unos seres extraterrestres en la zona hace unos 9000 años, esos seres son los llamados “Cabezas Redondas”. La aventura acaba de comenzar…

“¿No será que los pintaron así, porque así los vieron?…”.-J.J. Benítez.

Anillo de plata

Capítulo 9º.-Sahara Azul (Parte 2 de 4).
Los tuaregs identifican los símbolos del “lucerillo” con el bereber antiguo, esto lleva a Benítez a adentrarse en los misterios de esta escritura cuyo origen dice ser un misterio situado hace unos 9000 o 10000 años. En sus pesquisas J.J. descubre al Sahara como un verdadero paraíso de flora y fauna diversos, y llega a sorprendentes, increíbles y fantásticas conclusiones acerca del bereber antiguo y de los llamados “Cabezas Redondas”…

“¿Quién enseñó a estas tribus el arte del aseo y de la peluquería?”.-J.J. Benítez.

Lucerillo

Capítulo 10º.-Sahara Rojo (Parte 3 de 4).
J.J. Benítez analiza en este episodio el enorme éxodo de tribus que se produjo en el Sahara cuando hace 8000 años comenzó su desertización. Las tribus herederas del saber de los “Cabezas Redondas” se diseminaron por diferentes zonas geográficas con lo que su saber (incluida la escritura bereber) se fue difuminando. Según Benítez estas tribus dieron origen a los Guanches de las Islas Canarias, a los íberos o a los etruscos.

“Los Cabezas Redondas son ya sólo un recuerdo”.-J.J. Benítez.

Tassili

Capítulo 11º.-Escribamos de nuevo la historia (Parte 4 de 4).
Impresionante, imposible y fascinante capítulo en el que J.J. repasa las teorías oficiales de arqueólogos e historiadores sobre la construcción de las tres grandes Pirámides de Egipto (Keops, Kefrén y Micerinos) y la Esfinge.
Benítez se opone radicalmente a las tesis oficiales y presenta su personal teoría según la cuál las pirámides ya existían antes de los faraones. Concretamente, la cronología oficial las sitúa en el 4600 AC, sin embargo, para J.J. tendríamos que irnos hasta el 12500 AC más o menos. Para defender sus tesis Benítez se apoya en escrituras halladas en estelas, papiros, huevos de avestruz grabados, las teorías de Bubal y cientos de pinturas de carros egipcios halladas a lo largo del Sahara que revelan sucesos imposibles para la arqueología oficial… y así volvemos al punto de partida, regresamos a los míticos e imposibles “Cabezas Redondas”…

“¿Quién las construyó?. ¿Cómo lo lograron?… la verdad no es patrimonio de nadie”.-J.J. Benítez.

Escribamos de nuevo la historia

Capítulo 12º.-Mirlo rojo.
Capítulo imposible de creer al que contribuyó Benítez añadiéndole unas imágenes absolutamente falsas que él hizo pasar por “Imágenes Exclusivas e Inéditas”. Aparte de esto, el capítulo se divide en dos partes claramente diferenciadas:
-En la primera parte J.J. nos cuenta los antecedentes históricos de observación de Luna y la lucha USA-URSS por la carrera espacial provocada según él por los OVNIS.
-En la segunda parte Benítez nos cuenta lo que “realmente” ocurrió en la luna el día 21 de julio de 1969 cuando el Apolo XI aterrizó en el satélite terráqueo. La información de los increíbles sucesos ocurridos en la luna así como lo ocurrido en las misiones posteriores (bombardeos nucleares incluídos), según el famoso periodista navarro, le fue facilitada por un militar de alto rango estadounidense ya fallecido y cuyos restos descansan en el cementerio de Arlington: Mirlo rojo.

“Ese es mi deber: Sembrar la duda”.-J.J. Benítez.

Mirlo Rojo

Capítulo 13º.-Las esferas de nadie.
Benítez viaja hasta la Sierra de Ameca (Ahualulco-Méjico) y Costa Rica para analizar el enigma de las gigantescas esferas de entre 1,5 metros de diámetro y de un peso que va desde las 20 hasta las 40 toneladas. Lo curioso de estas esferas es que sólo se encuentran en esas dos zonas geográficas, así en Ahualulco se pueden ver miles de ellas y en Costa Rica unas 500.
Estas esferas presentan varios irritantes misterios en los que J.J. trata de profundizar en este capítulo: ¿Quién las construyó? ¿Cómo lo hicieron? ¿Cuál era su finalidad? ¿Cómo explicar su perfecta esfericidad?…

“Son demasiado perfectas, demasiado bellas”.-J.J. Benítez.

Esferas de nadie

Crítica de Planeta Encantado.
Realmente esta serie fue un espectáculo audiovisual fabuloso de ver. ‘Planeta Encantado’ contenía unas imágenes extraordinariamente bellas y sorprendentes (aunque en ocasiones abusa de forma exagerada y enfermiza de los primeros planos) que además venían acompañadas de una hermosa música original de Stefano Mainetti. Benítez supo filmar como nadie en zonas como Perú, la Isla de Pascua, Mali, el desierto del Tassili… esa gran filmación unida a una también extraordinaria fotografía y a un increíble trabajo de post-producción convirtieron a esta serie en una verdadera Obra Maestra audiovisual.

Sin embargo, la serie se resiente en su contenido (en ocasiones contradictorio, como en el caso de las explicaciones de lo ocurrido en el país dogon o en el mensaje enterrado) cuando J.J. Benítez trata por todos los medios de explicar los diferentes misterios tales como el candelabro de Paracas, las piedras de Ica, las pistas de Nasca, la construcción y colocación de los moais, el conocimiento dogon del sistema Sirio o las pinturas del Tassili siempre en base a increíbles teorías de “elaboración propia” en las que da cientos de patadas a las teorías históricas, oficiales o más científicas. Así J.J. lo resume todo en la presencia extraterrestre o en las increíbles historias de los supuestos “custodios de la tradición” que lo basan todo en los poderes de sus antepasados como el mána en el caso de Pascua.

Nasca

Ahora bien, cuando a J.J. Benítez le convienen las explicaciones científicas e históricas, entonces, recurre a ellas sin ningún pudor para defender sus propias ideas como se puede ver en el episodio “Un As en la manga de Dios” o en “Una Caja de madera y oro”. En estos episodios, en vez de afirmarse con sus propias y fantásticas ideas, lo hace con otras teorías y estudios científicos o históricos. Digamos pues que Benítez se decanta por las explicaciones científicas/históricas sólo y exclusivamente cuando estas coinciden con su interés particular…

Medidas Arca de la Alianza

Así para el que escribe estas líneas resulta totalmente increíble escuchar a J.J. Benítez defender la autenticidad de las piedras de Ica por un lado, o verle por otro defender la supuesta mentira/ocultación de la NASA respecto a lo ocurrido realmente en la llegada del hombre a la Luna con un montaje de imágenes de video totalmente falsas. Imágenes que él en la serie hizo pasar como verdaderas con el añadido además de ponerlas como “exclusivas”. Esto último causó tal malestar e indignación que no hubo más remedio que manifestar la falsedad de las imágenes que habían sido rodadas en un estudio de Madrid. “Esta película de 14 minutos jamás fue difundida por NASA. Mirlo rojo fue de los pocos estadounidenses que tuvo acceso a ellas”… sin comentarios…

Mirlo Rojo

Otro aspecto negativo del contenido de ‘Planeta Encantado’ surge cuando se nos invita a soñar o a dudar…“Sígame y juzgue por sí mismo”… y, en cambio, J.J. Benítez se salta el propio lema del programa para colocarse en un pulpito desde el que afirma con rotundidad que “su verdad o sus verdades” son las únicas que valen frente a cualquier otra teoría ya sea “oficial” o no.
Benítez “obliga” al espectador a que se crea todo lo que él expone sin dejar ni un margen a la duda. Para ello siempre repite el mismo esquema: que los herederos de las tradiciones han confiado en él y le han revelado los secretos más ocultos (casos, por ejemplo, de Perú o de los dogones), o bien que es poseedor de informaciones secretísimas que le han sido comunicadas por cauces “extraoficiales” (casos, por ejemplo, de “la mentira de la NASA” o de las informaciones acerca de la vida y muerte de Jesús). El problema es que Benítez no duda ni sueña, no, Benítez sentencia.

Juan José Benítez

En conclusión.
La conclusión de esta crítica de Planeta Encantado es que esta serie es un hermoso y fascinante relato con momentos ciertamente creíbles (la cuadrilogía del Sahara), muy bien filmado, contado y fotografiado… pero tomarse en serio todas y cada una de sus explicaciones es algo realmente casi imposible. Menos mal que el propio J.J. Benítez nos invita al principio de todo “a soñar”… El problema radica cuando J.J. trata de que convirtamos “el sueño” en un seguimiento casi ciego a sus teorías e ideas personales. En cualquier caso, estamos ante una serie de visionado obligado ya seas amante del misterio o no, y es que no se puede negar la belleza de la misma. Sin duda alguna, recomendada.

Disponibilidad de la serie.
Actualmente ‘Planeta Encantado’ se encuentra descatalogada o no disponible. Sin embargo, es posible adquirirla en ciertas webs de venta on-line apuntándose a sus alertas. También es posible poder encontrarlas en webs de compra-venta de artículos de segunda mano.