Hazte Fan en Facebook

Síguenos en Twitter

Visita nuestro canal en Youtube

Conectados

Tenemos 63 invitados conectado(s)

Dale un vistazo a...

La Casa de los 1000 Cadáveres
Un rockero llamado Rob Zombie empezó su incursión en el mundo del cine con esta obra allá por el 2.003. Universal no quiso distribuirle su cinta debido a la temática y finalmente fue Lionsgate quien echó toda la carne en el asador y se lanzó a distribuir La casa de los 1000 cadáveres. El resultado fue una nueva generación de cineastas convertidos en seguidores del estrambótico director.
Leer más...
El Exorcista II, el hereje
Cine - Películas
Escrito por Jackie   
Sábado, 01 de Noviembre de 2008 16:16

Secuela rodada cuatro años después de la primera y que transcurre también cuatro años después, a fin de que podamos ver a Linda Blair ya crecidita.
El atractivo de la película reside en la curiosidad de ver cómo le van las cosas a Regan, la famosa “niña del exorcista”, con dieciséis añitos y en volver a ver cómo vuelve a retorcer la cabeza y a escupir babas multicolores, amén de otras barbaridades. Merced a los espectaculares efectos especiales y demás parafernalia la película resulta “más escalofriante y terrorífica” que la primera… o eso es lo que dice la publicidad...

El demonio ha vuelto y vive en ella”.
TheExorcistII

Pero...¿Cuál es la realidad?:
Pues que estamos ante un pestiño de proporciones cósmicas. Ésta entra de cabeza a mi lista de pelis más malas que un dolor de muelas. Para empezar no da nada de miedo, lo cual ya es un punto un tanto negativo para una peli de miedo, ejem. Después, si lo que queréis es volver a ver a la chiquilla haciendo guarradas iros olvidando porque no hay absolutamente nada: ni babas, ni espumarajos, ni palabrotas, ni blasfemias, ni la niña metiéndose el crucifijo por el *PIIP* o haciendo el cangrejo por la escalera ni nada, de hecho Linda Blair se negó a que le volvieran a poner en la cara el impresionante maquillaje de la primera parte de la saga, así que sencillamente no hay niña poseída. Únicamente aparece muy fugazmente un par de instantes en forma de flashbacks, y para esas escenas se usó a una doble.

Los escasos efectos especiales son vergonzosos, y la historia no tiene ni pies ni cabeza: nos tiramos media película por África y con extrañas escenas oníricas y viendo saltamontes asquerosos (yo aún tengo dudas de si, cuando escribieron el guión, el director y los guionistas estaban de tripis hasta las orejas o simplemente les sentó mal algún porro). Eso por no hablar del “sincronizador de mentes” (si cuando yo digo que iban fumaos…), un ridículo aparatejo de cartón piedra similar a una minipimer boca abajo con unas linternas de los 20 duros y un par de diademas con cables, que servía para inducir a dos personas simultáneamente a una extraña hipnosis de ciencia-ficción. Bien, pues por absurdo que parezca, dicho trasto es una pieza clave de toda la película.

ElHereje

Ni que decir tiene que fue un estrepitoso fracaso de taquilla. Por supuesto el argumento no tiene nada que ver con la anterior, tanto es así que en la tercera parte de la saga el director (y autor de la novela original) obvió esta secuela e hizo como si no se hubiese rodado nunca.

Supongo que el “hereje” del título se refiere al realizador de la peli…”.-Jackie 2008.

LindaBlair

 
          Google+