JLA de Grant Morrison
Comparte con tus amigos










Enviar

La Liga de la Justicia de América se enfrenta a unas poderosas amenazas que los afectarán a ellos de manera directa, al mundo y hasta al universo. Espectacular etapa de Grant Morrison que todos debieran tener y leer… si tienen la oportunidad.

Comentario de JLA de Grant Morrison

A lo largo de este tomo se recopilan las siguientes historias: ‘Semilla Estelar: El origen Secreto de la JLA’ (Star Seed: The Secret Origin of the New JLA), ‘Ellos’ (Them), ‘La mujer del mañana’ (Tomorrow Woman), ‘Fuego en el cielo’ (Fire in the Sky), ‘Historia imaginaria’, ‘El vaivén de los tiempos (Rock of Ages), ‘Héroes’ (Heroes), ‘It’ (Ello), ‘DC: Un millón’ (DC: One Million), ‘Acción ejecutiva’ (Executive Action), ‘Cinco veces crisis’ (Crisis Times Five), ‘Tierra 2’ (Earth 2) y ‘Tercera Guerra Mundial’ (World War Three).

Cabe resaltar que estos cómics son de finales de los 90 y hasta la llegada del año 2000. Esto implica que, en lugar de Barry Allen como Flash, tenemos a Wally West (su sobrino). Hal Jordan tampoco es Green Lantern sino Kyle Rayner. Además, los cambios que cada personaje sufrió en sus cómics se ven reflejados aquí, por ejemplo: Superman tiene una etapa donde es Superman Azul (Superman Blue) con un nuevo diseño y diferentes poderes. Aquaman es la versión con pelo largo, barba y con un gancho por mano izquierda. Hipólita ocupa el puesto de Wonder Woman porque esta había muerto y se había convertido en diosa (por un tiempo) y viste la versión de su traje cuando era integrante de la Sociedad de la Justicia de América (aunque se hace llamar de la misma manera).

De manera general se trata de una etapa espectacular. Como todos sabemos, cada uno de los componentes de la Liga de la Justicia de América es increíblemente poderoso; hasta Batman siendo humano lo es a su manera. De ahí que las amenazas a las que se enfrenten tienen que rivalizar en poderío. Y es esto lo que Grant Morrison hace. Y lo hace desde el principio y hasta el final no dejando a los héroes ni un minuto de respiro.

Además de los siete principales miembros de la JLA aquí nos encontraremos con Tomorrow Woman, Green Arrow (Connor Hawke- hijo de Oliver Queen), Zauriel, Plastic Man, Aztek, Cazadora, Oráculo, Acero, Orión, Big Barda, Hipólita y Hourman. Todos ellos formarán filas con los grandes héroes pero no todo el tiempo. Estos integrantes se irían incorporando y saliendo a lo largo de toda la lectura.

El que más me gustó fue Zauriel, una invención del propio Morrison. En un principio quiso utilizar a Hawkman, pero debido a los complejos orígenes/reinvenciones del personaje, DC no lo permitió. Así nació Zauriel como su reemplazo. A la larga fue todavía mejor esto, ya que pudo crear historias donde las fuerzas celestiales formaban parte. Por no mencionar que la personalidad que le impartió lo hizo sumamente especial: siente amor hacia la humanidad, es compasivo, valiente, ingenuo, poderoso… Es difícil de expresar ya que hay que leerlo pero lo cierto es que me encantó desde el primer momento. Es una pena que DC no lo haya vuelto a emplear como es debido. La última vez que lo vi fue durante el eventoMaldad Eterna del New 52. Pero fue algo muy breve y con una nueva apariencia.

Por supuesto que en un compendio (o años de cómics recopilados) siempre habrá arcos argumentales mejores, peores o regulares. Personalmente tengo quejas con ‘El vaivén de los tiempos’ y ‘DC: Un millón’. Como conceptos en sí mismos son muy interesantes… pero fallan en la ejecución. Principalmente porque se extienden demasiado tiempo, pero además por otras cosas. Por ejemplo, en “El vaivén” lo que debe ser el típico enfrentamiento entre héroes y villanos queda en algo raro puesto que el grosor es lo que sucede en el futuro con Darkseid… que no se entiende exactamente cómo se llega a esto…y, entre tanto, la parte de la Banda de la Injusticia no se explica bien tampoco. De igual manera pasa con “Un millón”, puesto que hay momentos donde te pierdes en la narrativa ya que se desarrolla en muchos lugares a la vez.

Las historias que más me gustaron fueron ‘Semilla estelar’, ‘Fuego en el cielo’, ‘Héroes’ y ‘Ello’. La primera porque va directamente al grano, nos deja saber lo que vamos a leer y se usa el enemigo clásico por excelencia de la JLA en Starro. La segunda porque nos presenta a Zauriel, los ángeles como enemigos resultan muy interesantes y la historia es concisa. La tercera porque Prometeo es un enemigo formidable y también es una trama sencilla, bien lograda y entretenida. La cuarta porque involucra a Sandman junto a la Liga, de hecho, parece más una historia de las que viéramos en el cómic de Vértigo del mismo título, por ello el disfrute es único.

El resto de tramas están bien. Ni más ni menos. En todo caso, como muchos saben, es difícil seguir la lectura de Grant Morrison. Este autor tiene fama de que “se le va la olla” en ocasiones. Y aquí se deja ver esto porque emplea demasiados elementos, su prosa es muy elaborada y enreda tanto las cosas que cuesta comprender… si es que lo haces.

El dibujo es el típico de los 90. Recuerdo que las veces que lo leí, antes de meterme de lleno el mundo de los cómics con el New 52, me pareció increíble. Ahora ya noto sus defectos, sobre todo en las primeras historias cuesta disfrutar del arte porque las páginas suelen estar llenas de personajes (a veces muy grandes en dibujo), acción por todas partes y cierto uso de elementos de diseño que, está claro, recién estaban disponibles y los dibujantes abusaban de ellos o no sabían cómo usarlos bien.

¡Ah! y fue preparando este artículo que descubro que Bryan Hitch tuvo su participación como dibujante aquí. Hitch es quien está a cargo de la Liga de la Justicia en “Renacimiento” y no solamente como guionista sino también como dibujante. Y debo decir que lo que hace en “Renacimiento” deja mucho que desear con respecto a lo visto en este tomo. Tan es así que es difícil reconocer quién hizo qué. Lo que se ve en la Liga de la Justicia actualmente no está a la altura. Esto claro, hablando del arte, pero es que hasta su labor de guionista tampoco resalta como debiera.

Por cierto, quisiera hacer mención a un claro error que me parece impresionante que se pasara por alto. Se trata del robo del anillo de poder a Green Lantern manteniendo este su uniforme. ¡Esto es imposible! El anillo no solamente le otorga poderes al portador sino que manifiesta su atuendo. Por tanto, tan pronto como se queda sin el anillo debió haberse quedado con su ropa de civil y, por supuesto, sin máscara. Todavía lo hubiera dejado pasar en mi imaginación haciéndome creer que, por su uso constante, el uniforme se pudo quedar con él un rato más. Pero es que no fue un breve tiempo por lo que ni así me pude engañar…

Conclusión.
Pese a sus defectos, mínimos en comparación con la cantidad de cómics aquí recopilados, JLA de Grant Morrison es una etapa soberbia para el grupo. Tan es así que siempre se menciona como una de las mejores y dignas de leer. Cuando Planeta publicó este tomo lo hizo por 60 euros (un precio más que razonable por un contenido que incluye 41 cómics). En la actualidad este tomo está descatalogado pero ecc tiene esta etapa disponible de diferentes modos, por lo que es cuestión de buscar. En todo caso, no dejen pasar la oportunidad de leer estas historias porque merecen mucho la pena.