Red Lanterns: Número 2

by

Los Red Lanterns están en peligro de extinguirse a causa del primer intento de Atrocius de crear un ejército: Abysmus. Tratando de dar con el culpable original, el líder de los rojos se topa con Stormwatch, mientras que Bleez se dirige a Zamaron. En medio de todo este caos Rankorr busca respuestas.

red-lanterns-2-war

Valoración.
La primera vez que Atrocitus intentó crear su ejército dio vida a un monstruoso ser al que llamó Abysmus. Sin embargo, Atrocitus consideró que tenía un gran defecto y por ello lo quitó de en medio. Ahora vuelve a la vida y al escapar busca vengarse de su “padre” y aparenta que logrará su cometido.
Sí, Abysmus quiere matar a Atrocitus pero ese no es su único plan. Él quiere acabar con todos los Red Lanterns. Para ello, infecta la Batería de Poder haciendo que todos tengan el tiempo contado. Algunos consiguen resistir, otros poco a poco van muriendo y otros tantos caen como moscas.

Atrocitus cree que acabando con Abysmus se salvarán. En su búsqueda se topa con el grupo llamado Stormwatch (un “crossover”). Personalmente no tengo ni idea de ellos (y será lo mismo para la mayoría). Este equipo pertenecía originalmente a la línea WildStorm (separado de DC Comics) que terminó fusionándose con el universo principal junto a Vértigo al final del evento Flashpoint”. Únicamente reconocí a Detective Marciano al quien metieron ahí (para los interesados decir que ecc publicó la serie en 4 tomos). En mi caso debo decir que la aparición de Stormwatch me pareció forzada, no consigues aprender nada de ellos (al revés, todo muy confuso) y para colmo el dibujo que lo acompaña lo considero el peor del tomo.

red-lanterns-2-abysmus

Por otro lado, Bleez le tiene declarada la guerra a su líder. Tanto es así que consigue que unos cuantos Red Lanterns la sigan, dando lugar a una guerra por estallar en sus filas. Entretanto, se le ha metido en la cabeza que las Zafiros Estelares son las responsables de la liberación de Abysmus por lo que lleva a sus seguidores a destruirlas; francamente, su razonamiento tras esto me parece muy cogido por los pelos y el tiempo pasado allí no aportó nada.

Mientras todo esto pasa tenemos a Rankorr, el Red Lantern humano y el primero y único (oficialmente… y en el futuro me explicaré en detalle). No solamente tiene una apariencia que nos atrae sino que sus circunstancias sirven para que el lector experimente el mundo de la Ira a través de él. Ahora bien, hay cosas que no tienen sentido: su capacidad de hacer constructos y el que pueda hablar. Ningún Red Lantern puede crear constructos y el que Rankorr lo haga no tiene explicación (aunque hemos de suponer que es “especial”). El que pueda hablar es lo más incomprensible. De nuevo, ningún Red Lantern es capaz de hacerlo (ni razonar) a menos que se bañe en el río de sangre del planeta. Y aquí lo tenemos pensando y hablando sin problemas… aunque, por momentos, es incapaz de hablar y de repente puede hacerlo sin problemas. No entiendo cómo pueden existir unos fallos en el argumento tan grandes.

Por cierto, como bien indica el tomo, al final, la continuación a estos sucesos se da en el ya reseñado tomo de ‘Green Lantern: La Ascensión del Tercer Ejército’. De no leerlo notarán que algo falta al leer Red Lanterns: Número 3. Queda a discreción de cada cual.

red-lanterns-2-vs

Conclusión.
Lo peor en Red Lanterns: Número 2 son los eventos transcurridos con Stormwatch y la visita al planeta de las Zafiros Estelares dibujados con un estilo bastante feo (para mi gusto) por parte de Miguel Sepúlveda. Luego, y obviando también lo ya explicado con el personaje de Rankorr, es un tomo que sigue siendo entretenido y mostrándonos cómo se vive en el peor lado del Espectro Emocional: la Ira.


Lo mejor
Las historias de Atrocitus y Rankorr. El dibujo de Andrés Guinaldo y Jorge Jiménez.
Lo peor
La historia de Bleez. El forzado "crossover" con Stormwatch. El dibujo de Miguel Sepúlveda.