Spider-Man: Lejos de casa
Comparte con tus amigos










Enviar

Para Peter Parker llega la hora de dar un paso adelante y asumir el legado de hierro. ¿Estará preparado para servir al mundo con sus míticos lanzarredes? Y, por otro lado, ¿Quién es ese nuevo héroe que lleva una “pecera” en su cabeza? Es tiempo de descubrir las respuestas saltando por los tejados europeos en ‘Spider-Man: Lejos de casa’.

“¿Los Vengadores aún existen?”

Crítica de Spider-Man: Lejos de casa

Kevin Feige, el mandamás del MCU, vende ‘Spider-Man: Lejos de casa’ como la película que cierra el ciclo de Thanos. Lo cierto es que las referencias a lo ocurrido en Endgame están aquí. Sin embargo, ‘Lejos de casa’ queda muy pero que muy lejos del film de ‘Los Vengadores’ y termina siendo un “cierre” bastante flojo.

El director Jon Watts se mantiene fiel a lo que ya nos mostró enSpider-Man: Homecoming (2017). En consecuencia, si te gustó lo que viste allí, entonces, muy probablemente te guste esta nueva propuesta. Eso sí, como explicaré a lo largo de esta reseña, en ‘Lejos de casa’ todo se lleva a unos niveles tremendamente infantiles.

El guión de Chris McKenna y Erik Sommers triunfa y fracasa al mismo tiempo. Explicaré primero lo positivo. En este sentido, el libreto está bastante bien en toda la parte de la historia relacionada con Mysterio. Incluso sus poderes, aun estando actualizados, son muy herederos del personaje de las viñetas. Sin duda, todo lo que tiene que ver con Mysterio está muy bien expuesto y ejecutado. También destaca el libreto por incidir, al igual que hacía Iron Man 3 (Shane Black, 2013), en el tremendo poder que damos hoy en día a lo que vemos o creemos ver.

Cómo no podía ser de otra forma, el script también aprovecha para ahondar en el traspaso del legado del viejo héroe (Iron Man) al nuevo héroe (Spider-Man). Y cómo este último debe intentar hacerse con la herencia recibida. Este tema está presente en todo el film. Sin embargo, no acabo de ver en las películas del MCU una relación verdaderamente significativa entre Tony Stark y Peter Parker. Digamos que, por ejemplo, a Daniel Larusso y al señor Miyagi les bastó con un film para lograrlo. Personalmente, siempre he visto esta relación entre Iron Man y Spider-Man demasiado forzada y artificial.

Por otro lado, el libreto es un completo desastre a la hora de retratar a los personajes secundarios. Toda la pandilla de amigos de Peter (profesores incluidos) son retratados como auténticos imbéciles. Las relaciones son tontas y sin sentido alguno. El humor aportado por el grupo es exageradamente blanco y extremadamente infantil. Da pena (e incluso molesta) ver a unos adolescentes tan mal desarrollados como los de este film.

Respecto a los efectos visuales hay que resaltar que todo está a un nivel altísimo. La recreación de “Los Elementales” es muy buena destacando especialmente el elemental “Fuego”. Por su parte, Mysterio luce espectacular con un traje que lo acerca totalmente al de las viñetas y las escenas de sus poderes son lo mejor del film.

La acción está en sintonía con los efectos y es espectacular. Aquí sí que hay que destacar la labor de Jon Watts con unas escenas francamente buenas y rodadas con diferentes planos y ángulos. Es una pasada, por ejemplo, ver un plano general de Mysterio y Spidey combatiendo al elemental del “Fuego”. Tanto en lo visual como en la acción la película es irreprochable. La pena es que tengamos que aguantar un guión y unos personajes tan flojos.

“Mi nombre es Mysterio”. Eurotrip.

Cuando comenté “Homecoming” ya resalté la buena labor de Tom Holland. El joven actor está entusiasmado con este rol, le viene bien y lo da todo aunque el guión le obligue a hacer el ridículo (la escena de los calzoncillos, por ejemplo). Creo que si los guiones de estas nuevas películas fueran mejores, entonces, no habría duda ninguna en decir que Tom Holland es mejor Spidey que Tobey Maguire y Andrew Garfiled. Como curiosidad decir que veremos a Holland vestir hasta 4 trajes diferentes de Spider-Man.

Por su parte, Jake Gyllenhaal está genial como Quentin Beck aka Mysterio. Aquí se presenta como un guerrero procedente de un universo alternativo. En la interpretación de Gyllenhaal relucen varias capas configurando un gran personaje. Tan es así que, en un momento dado, se busca intencionadamente su comparación con el Tony Stark más serio.

Lamentablemente el gran trabajo de Holland y Gyllenhaal casi es echado abajo por los secundarios. Ya lo comenté antes y ahora lo preciso. Toda la pandilla de amigos quedan retratados como unos auténticos idiotas. Tan es así que no merece la pena detenerse en ellos. Lo único que se puede decir es que Angourie Rice recibe más minutos como Betty Brant pero no puede hacer nada bueno. Esto es así porque Betty queda condenada a una ¿relación? insustancial e increíble con Ned, nuevamente encarnado por Jacob Batalon.

Respecto a Zendaya como MJ decir que no actúa y se limita a recitar sus líneas sin ningún sentimiento. Para no perjudicarla más es mejor no echar la vista atrás y recordar a Kirsten Dunst y Emma Stone. Por otro lado, los profesores directamente son de echar de comer aparte. Martin Starr y J.B. Smoove retratan a dos auténticas caricaturas que no hacen ninguna gracia y llegan a irritar de lo tontos que son.

Fuera de la pandilla tenemos a Marisa Tomei de la que no se puede decir gran cosa pues sale poco. Ahora bien, nuevamente encontramos en ella una ¿relación? totalmente adolescente con Jon Favreau. Finalmente, Samuel L. Jackson y Cobie Smulders se limitan a repetir automáticamente sus roles de Furia y Maria Hill. En el caso de Furia lo veo como un personaje gastado que ya ha dado lo que tenía que dar. Quizás estaría bien que se traspasara la antorcha a Maria Hill para darle un giro y no seguir gastándola inútilmente al lado de Furia. Ella sí que puede crecer y evolucionar como personaje, Furia ya no.

En conclusión.
Termino esta crítica de Spider-Man: Lejos de casa, una nueva oportunidad perdida de haber hecho algo grande con Spidey. Al igual que ‘Homecoming’, sigue sin sentirse plenamente un film del trepamuros y ahora el infantilismo está llevado al extremo. Al margen del buen espectáculo visual, se hace necesario independizar ya a Spidey y darle un giro de 180 grados a esta franquicia. Si esto último no sucede, más pronto que tarde, terminará por perder al público adulto.

PD: Hay dos escenas post-créditos. Una al final de los principales y la otra al acabar de pasar todas las letras.
Relacionado: ¿Quién es Mysterio?

Tráiler de Spider-Man: Lejos de casa