No se aceptan devoluciones
Comparte con tus amigos










Enviar

‘No se aceptan devoluciones’ es una película que nos hará reír y nos hará soltar alguna que otra lagrimita pero, desde luego, difícilmente va a dejar indiferente a nadie que la vea. El director (y guionista, actor, cómico, empresario,…) Eugenio Derbez nos regala una historia que bebe mucho de films como ‘La vida es bella’ (Roberto Benigni, 1997) y que merece un visionado por nuestra parte.

No se aceptan devoluciones

Crítica de No se aceptan devoluciones

La mejor sorpresa, como suele decirse, es la que no te esperas. Y poco esperaba yo de ‘No se aceptan devoluciones’. Es más, su portada y el pésimo título me hacían imaginar una película de… no sé, estilo telefilm del que escapar y… ¡cuán equivocado estaba! Me acerqué a esta película por su tráiler, ya cuando estaba a la venta en DVD y Blu-Ray. Y, casualidades de la vida, viendo las novedades que salen a la venta me dio por ver de qué iba y visionar el teaser/tráiler. Eso fue el principio de mi propósito por verla.

Debo admitir que el animarme con su visionado fue todo un acierto porque este es un film que, con sus fallos, se convirtió en especial. Quizás porque soy padre y desde que tengo hijo todo lo que tiene que ver con niños me hace sufrir especialmente, o quizás porque últimamente me falta un tornillo… pero el caso es que desde que vi esta cinta, soy un fan y ultra defensor de la misma. Lo mejor de ella es que es bastante desconocida y cuando la comentas apenas la ha visto nadie, de esta forma tienes más margen para “defenderla”.

No se aceptan devoluciones

El caso es que ‘No se aceptan devoluciones’ es una maravilla en su género. Una cinta que nos hará reír, nos hará sufrir, nos hará llorar y al final de la película nunca nos hará pensar que hemos perdido el tiempo. Pese al hecho de que sea una película mexicana y eso pueda frenar a muchos, pese a que el protagonista sea raro y parezca salido de una mala película, pese a todos sus “fallos”, ‘No se aceptan devoluciones’ tiene un alma muy grande empujando toda su historia, y haciendo que todo encaje bastante bien.

Respecto al ritmo del metraje comentar que a veces hay escenas que son demasiado lentas, otras no sirven de mucho y sólo “engordan” minutos, otras son demasiado rápidas y no deberían serlo porque hablamos de momentos cruciales… pero todo eso se lo perdonaremos porque el mensaje que nos transmite está muy bien plasmado y descrito, con muchas ganas y con una ilusión para ser contado que no todas las películas pueden presumir de ello. Aquí tenemos una comedia/drama familiar que tendrá un par de giros bastante inesperados hasta ese final… bueno, tenéis que verla para poder opinar. Parece mentira que viendo esa portada puedas llegar a imaginar que encierra tanto dentro…

Sobre los actores, sinceramente, no conocía a nadie y todos me gustaron bastante. El padre parece un tanto sobreactuado, pero eso puede ser quizás parte del encanto de la cinta. Padre protagonista que, por cierto, es el director de la película, la cual guía a buen puerto gracias a una dirección muy cuidada en todo momento, obviando los por menores comentados anteriormente. Recordemos que no estamos hablando de una producción norteamericana con un puñado de trillones de dólares de presupuesto, cosa que siempre suele ayudar a que todo salga mejor… así pues, el mérito es mayor. Cuando hablaba sobre su visión del film y sobre precedentes, el director, Eugenio Derbez, dijo que su película bebe mucho de La vida es bella’ (Roberto Benigni, 1997), su similitud en todo lo que acontece en la misma es más que evidente. Cuando la veáis lo entenderéis…

No se aceptan devoluciones

Conclusiones.
Termino esta crítica de No se aceptan devoluciones, toda una sorpresa dentro de mi destacada videoteca. Me alegro mucho de haberla descubierto y de haber visto ese tráiler que me atrapó. Es una película que pasó un tanto desapercibida en nuestro país, pero creo que todo el mundo que tenga ocasión debería darle una oportunidad. Quién sabe, al igual queda tan encantado con ella como quedé yo.

Tráiler de No se aceptan devoluciones