Las ruinas
Comparte con tus amigos










Enviar

De vez en cuando, en el género de terror, sale una película que realmente sorprende y muestra algo nuevo en pantalla. Creo que es el caso de este film del que me ocupo ahora mismo. Un film que nos invita a una original visita a unas ruinas mayas. Es hora de aceptar la invitación de Mathias y acompañarle en su visita a… ‘Las ruinas’.

“Esto no puede pasar. Cuatro norteamericanos de vacaciones no desaparecen sin más. Alguien nos va a encontrar. Alguien vendrá”.-Jeff.

las-ruinas-banner-mano

Crítica de Las ruinas.
Al visionar ‘Las ruinas’ he de decir que me encontré con una original, exótica y muy buena propuesta de terror y aventuras. Un film con sustos sorprendentes y algo más de gore del que estamos acostumbrados a ver en cintas que tengan una normal distribución en los cines. Además, estamos ante una película notablemente contada, muy bien interpretada y filmada de manera valiente con mucha sangre y no dejando nada al azar. Se puede decir que Carter Smith contando casi exclusivamente con un único escenario (la cúspide de la pirámide) logra mantener en vilo al espectador de principio a fin. Una obra que, dentro de sus conscientes limitaciones, me atrevería a decir que es una obra a la que le falta poco para ser perfecta en su género. De hecho, creo que bien podría ser un film redondo contando con los medios con los que se hizo. Destaca todavía más por el hecho de que esta fue la opera prima de Carter Smith, ya que antes sólo había rodado un par de cortos, en consecuencia, más mérito para el realizador y para la película.

Cierto es que, partiendo de un planteamiento de guión algo típico y trillado (un grupo de jóvenes norteamericanos se meten en un apuro), luego el relato sabe dar sus buenos y sorprendentes giros, alejándose de lo que estamos acostumbrados a ver en pantalla para mostrarnos algo diferente. Incluso los jóvenes protagonistas (las dos parejas norteamericanas y el alemán) no son los típicos tontainas absolutos que suelen protagonizar este tipo de películas. Tan es así que, en vez de “celebrar” el horror que les espera, llegaremos a sentir lástima por ellos y a temer por su destino, sin duda otro gran acierto del libreto.

Las Ruinas

A destacar y mucho el tema de la “nueva amenaza” que causa el horror en los protagonistas: la pirámide maya o mejor dicho, lo que “habita” dentro de ella. Realmente, yo no me esperaba esta clase de “nuevo enemigo” y, en verdad, me dejó muy sorprendido. También me dejó gratamente sorprendido la cantidad de sangre que se exhibe en pantalla con: increíbles costalazos, tremendas amputaciones de miembros y “operaciones” incluidas… todo a plena luz del día para que no perdamos detalle… Me quedé con la boca abierta en más de una escena… pues no me esperaba esa cantidad de gore en un film que tuvo una distribución normal en cines.

Como aspecto negativo cabe decir que algunos efectos del “nuevo enemigo o amenaza” que presenta esta cinta no están todo lo logrados que cabría esperar. Hay algunos “efectillos” de animación digital que cantan lo suyo, pero creo que dentro de la buena originalidad de la propuesta y de sus limitaciones de presupuesto (creo que este film sólo costó 8 millones de dólares) son absolutamente perdonables.

Atención también a la llamativa fotografía de Darius Khondji, y antes de repasar el casting resaltar la mínima e inquietante BSO de Graeme Revell (el compositor de la franquicia de Riddick).

las-ruinas-amputacion

Los actores que “visitaron” la ruinas mayas están todos francamente bien en sus papeles. Jonathan Tucker da vida a Jeff, que pasa por ser el líder del grupo tomando decisiones muy importantes y que no siempre gustan al resto. Una increíble Laura Ramsey en el papel de Stacy pasándolas verdaderamente canutas, y siendo la que más brilla porque su papel es de los “más agradecidos” del film. Para Shawn Ashmore (“El hombre de hielo” de los ‘X-Men’) va el rol de Eric, el novio de Stacy. Finalmente, también tiene gran protagonismo Jena Malone como Amy, la novia de Jeff. Estas dos parejas dieron vida a los turistas americanos.

No obstante, sería muy injusto por mi parte al hablar de los actores no destacar también a Joe Anderson que interpreta a a Mathias. Y es que sólo por lo que el pobre Mathias sufre en pantalla ya es digno de mención. Pobrecillo Mathias que mal lo pasa en su visita a las ruinas mayas con costalazo del siglo incluido… ¡Ah! no pasemos por alto el breve pero gran papel que realiza Sergio Calderón como líder “sin perdón” de los mayas.

Laura Ramsey y Joe Anderson

En conclusión.
Finalizo esta crítica de Las ruinas, una película muy buena en su género. Una cinta de esas que sólo salen cada “x” tiempo. Un film consciente de sus propias limitaciones que nos hará pasar casi en un único escenario (ojo que sólo los más grandes consiguen algo así) un terrible y original rato viendo a un grupo de jóvenes sufrir el horror de una nueva forma de terror. Recomendada.

Curiosidades.
-Justo cuando Carter Smith (director del film) se iba de vacaciones de verano y se llevaba para leer la novela ‘Las Ruinas’, recibió una llamada de su agente que le preguntó si estaría interesado en ser el director que adaptara esa novela al cine.
-La película se rodó en Australia. Para evitar tener que rodar en platós o estudios se construyó una verdadera pirámide maya dividida en dos secciones: la pirámide como tal, y el campamento de la cima (que en realidad era un set a ras de suelo).
Grant Major fue el diseñador de producción del film. Major ya había ocupado este puesto en la trilogía de ‘El Señor de los Anillos’.
-El famoso Ben Stiller se ocupó de la producción ejecutiva de la película a través de su productora Red Hour.
-Los actores que dan vida a los mayas realmente hablaban en maya. Para lograrlo recibieron clases de un experto que además les ayudó con sus frases.
-El DVD de ‘Las Ruinas’ contiene un final alternativo más sorprendente aún que el original. Este final no se incluyó en el montaje final porque daba lugar a ciertos interrogantes, parecía situarlo fuera de la acción del film y en algunos pases previos fue visto negativamente por considerarlo algo tópico.

“¿No te alegras de haber venido?”.-Jeff.

Las Ruinas